El nuevo proyecto del paseo incluye un edificio multiusos

  • Nuevo acerado, ordenación de aparcamientos y más arbolado, entre las actuaciones previstas

Comentarios 1

El proyecto de reforma del paseo contempla varias actuaciones independientes. Así, en la zona de bajada hacia la primera pista se va a proceder a la construcción de un nuevo acerado en el margen izquierdo con objeto de lograr una uniformidad desde la rotonda de la carretera de La Barrosa hasta la llegada a la playa. El nuevo acerado permitirá, además, la creación de nuevas plazas de aparcamiento.

En otra de las fases se va a proceder también a la creación de 105 alcorques, una actuación que abarcará todas las plazas de aparcamiento comprendidas entre la calle Atún y la avenida del Atlántico, donde se plantarán igual número de árboles.

Del mismo modo, Vías y Obras va a proceder a la mejora del drenaje de pluviales y a la sustitución y colocación de mobiliario urbano, incluyendo la mejora del alumbrado público, con farolas similares a las ya existentes en el paseo marítimo.

También se ha previsto la adecuación de la zona de tierra utilizado actualmente como aparcamiento, que será precisamente donde se inicien los trabajos. Dicho aparcamiento, que abarca un superficie de 3.300 metros cuadrados, será eliminado con objeto de crear una zona que combinará solería con islas verdes, donde se plantarán diversas especies arbóreas. El desnivel existente entre la zona de actuación y su entorno será aprovechado para la construcción de un pequeño anfiteatro.

El proyecto se completará con un edificio multiusos y una amplia zona de pérgolas. El edificio, que contará con dos plantas de 150 metros cuadrados cada una, albergará en una de ellas el nuevo módulo de la Policía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios