La nueva sede de la Mujer hace realidad una vieja aspiración de los colectivos

  • El edificio, que ayer inauguró el alcalde, cuenta con salas de conferencias, aulas de orientación y conciliación, biblioteca y despachos para los servicios que se ofrecen a las mujeres con dificultades

Comentarios 8

Transcurridos casi tres años desde que se produjese la aprobación de su construcción en la Junta Local de Gobierno, la nueva sede de la Delegación Municipal de la Mujer abrió ayer sus puertas para hacer realidad una de las viejas aspiraciones de los colectivos locales entregados y comprometidos con la defensa de los derechos y la dignidad de las mujeres.

El edificio, situado en la antigua Casa del Cura, junto a la Iglesia Mayor y el Arquillo del Reloj, fue inaugurado por el alcalde, Ernesto Marín; la delegada municipal de la Mujer, María Luisa Guerra, y la responsable provincial del Instituto de la Mujer, Dolores Virués, a quienes acompañaron numerosos miembros del equipo de gobierno, representantes de la oposición y un gran número de mujeres, representantes e integrantes de los distintos colectivos de mujeres.

"Queremos", señaló María Luisa Guerra, "que esta instalación se convierta en referente de todas aquellas mujeres que buscan una nueva oportunidad". "Para ello", añadió, "abrimos hoy (por ayer) las puertas de una sede moderna, bien equipada y, sobre todo, con un programa de formación e inserción laboral, 'Clara', que va a servir para dotar a las mujeres de las herramientas necesarias para lograr algo tan importante como su independencia". Asimismo, la delegada se mostró abierta a las propuestas de los colectivos y destacó el "éxito" del servicio Alerta 24 horas.

Por su parte, Dolores Virués destacó la importancia de esta nueva sede de la Mujer como el resultado "de más de 20 años de lucha y compromiso en favor de la igualdad por parte de los colectivos ciudadanos, la Junta y los distintos equipos de gobierno con los que ha contado la ciudad".

Virués, que recordó que "aquí, en Chiclana, fuimos pioneros y referentes de la lucha en favor de la igualdad", lanzó un mensaje subliminal al equipo de gobierno, destacando la "necesidad de la colaboración entre todas las administraciones y los colectivos, sin exclusiones".

Una 'pelota' que no tardó en devolver el alcalde, apuntando la obligatoriedad de "sumar, todos y siempre, en beneficio de Chiclana".

Por otra parte y en la misma línea que María Luisa Guerra, Marín destacó la necesidad de dotar a las mujeres de "la mejor formación y, con ello, lograr que sean más libres".

"Sin lugar a dudas", concluyó, "se trata de un día feliz, pero para mí el día más feliz llegará cuando no exista la necesidad de este centro".

Cabe señalar que la nueva sede de la Mujer, con casi 600 metros cuadrados útiles, cuenta con tres plantas, distribuidas de la siguiente forma: en la planta baja se localiza la administración, sala de espera, sala de conciliación y aula de conferencias. En la primera se sitúa el despacho de la informadora, delegada, sicólogo, asesores jurídicos y biblioteca, mientras que en la segunda se ubica una sala de conferencias y el aula de orientación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios