Malestar entre los comerciantes por el caos de la Plaza Andalucía

  • Exigen la restitución de las marquesinas, retiradas hace cinco años por las obras de la Gran Plaza, para evitar que los ciudadanos bloqueen las entradas de sus negocios

Después de cinco años soportando en silencio incomodidades de todo tipo, los comerciantes de la Plaza Andalucía han alzado la voz para reclamar que se ponga solución al caos que se vive en esta zona, convertida prácticamente en una estación de autobuses al aire libre. La situación se agrava aún más los días de lluvia, como sucedió en la jornada de ayer, cuando los ciudadanos que aguardan algunos de los autobuses deben resguardarse a las puertas de los establecimientos, impidiendo la entrada y salida de los clientes, llegando a bloquear incluso el paso de zonas consideradas como salidas de emergencia.

La gota que colmó el vaso de la paciencia de los comerciantes llegó ayer después de que a media mañana comenzara a arreciar la lluvia. Esta circunstancia, unida a la presencia de decenas de personas que aguardaban la llegada o salida de los diferentes autobuses que paran en esta zona, provocó que la práctica totalidad de los comercios quedaran prácticamente innacesibles por el tapón que formaba el público.

En muchos casos no sólo quedaron bloqueadas las entradas, sino también las salidas de emergencia, situación que, además, se repite cada vez que llueve.

Los comerciantes han denunciado la situación en reiteradas ocasiones al Ayuntamiento, sin encontrar respuesta ni por parte del anterior equipo de gobierno ni del actual.La falta de atención municipal es tal que incluso no se ha atendido la petición de colocar papeleras en la zona, con lo que la plaza presenta, habitualmente, un aspecto lamentable.

Por todo ello, los comerciantes reclaman que se coloquen de nuevo las marquesinas que fueron retiradas, hace cinco años ya, con motivo de las obras de la Gran Plaza, precisamente a punto de concluirse ahora.

La solución al problema de la Plaza Andalucía, no obstante, se antoja lejano en el tiempo, a pesar de que el alcalde ya ha confirmado tanto en el pleno como a los empresarios que en un breve plazo de tiempo se va a conocer la ubicación de la estación de autobuses con objeto de poder presentarle a la Junta una alternativa y no perder la subvención.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios