La polémica de la radio pasa factura a 'La milagrosa'

  • Autores pidió un canon a las emisoras, que pasaron de las bambalinas a los tornavoces al entender el colectivo que las agrupaciones debían disponer, según la Ley de Espectáculos, del espacio escénico

Un Concurso muy enrarecido fue aquel del año 2000, que empezó con la polémica por la petición de la Asociación de Autores a las radios de un canon por retransmitir, en una lucha abanderada por el presidente y el vicepresidente del colectivo, José Antonio Valdivia y Antonio Martínez Ares. La radio pasó de las bambalinas a los tornavoces y la polémica quizás pasó factura a Martínez Ares, que ese año se quedó fuera de la final con 'La milagrosa' después de nueve años consecutivos en la misma. Algunas de las actuaciones de esta comparsa estuvieron cuajadas de gritos del público y nerviosismo, con Ares de figurante ante el carromato milagroso. Otro momento cumbre fue la actuación en preselección del cuarteto del Libi 'Siendo la hora que digan Guerrero y Valdivia quedamos automáticamente descalificados', que no cantó el popurrí y de propina ofreció al público dos cuplés más. Gran revuelo en el Falla y penalización, que no descalificación, del cuarteto. Sí fue descalificada la chirigota 'Lo coja por donde lo coja', de Juanlu 'Cascana' y compañía, que cantó con más componentes de lo permitido. Por primera vez y tras el escándalo del año anterior se sortearon las entradas de una final a la que, según cambio del reglamento, había que llevar repertorio inédito.

Eran años en los que en la final se rellenaban los huecos que dejaban los cuartetos, modalidad representada en 2000 por 'Doble o nada', de Vera Luque, primer y único premio. Tovar alcanzaba en comparsas su primer triunfo con 'Los del año catapum' por delante de 'El tronío de Cai' de Pepe Mata con los gitanos de El Puerto, 'A sotavento' de Nono Lobón y Manuel Pecci y 'Marinero en tierra' de Luis Galán y Vicente Esquerdo con el grupo de Los Majaras, que no estaba en la final desde 1987 con 'Caballos andaluces'. Además de 'La milagrosa' fuera se quedó 'La batucada' de Quiñones. Seis chirigotas fueron finalistas, ganando 'Los de capuchinos' de Santander, a la que siguieron 'Los rockeros de la puebla' del Yuyu y Toté, 'Los enterraores del siglo XX' de Cárdenas, Peñalver y Noly, 'Flamenkito apaleao' de Juan Carlos Aragón, 'Los tontunos' del Love y 'Los porculines' del Selu. En coros volvían a ganar Pastrana y Zamora con 'Los desoterraos', que se adelantó a 'La tregua' de Pardo y Rivas, 'Calle Nueva' de Lamas y Miranda, 'La frontera' de Nandi Migueles y 'El tren botijo' de La Salle Viña.

Los aerolitos que cayeron en La Viña ante Ca Felipe, la candidatura de Teófila Martínez a la presidencia de la Junta o el efecto 2.000 en los ordenadores fueron algunos de los temas más cantados en un año que vivió el debut en chirigotas de adultos de Vera Luque con 'Los revolucionarios'.

En la calle los coristas acertaron abriendo el carrusel a otros puntos de la ciudad, después de tanto tiempo encasillado en los alrededores del Mercado Central. Agustín González 'El Chimenea' fue el pregonero de un Carnaval que tuvo como Diosa a Lola Macías.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios