"Es difícil que un grupo sea fiel"

Quique García Rosado, 'Remolino', es una de los autores emergentes en la modalidad de chirigota de los últimos tiempos. Y aunque sólo ha figurado una vez en la Gran Final como autor con 'Los quince en la piedra', cuenta con varios premios en la categoría de infantiles y juveniles. De hecho, tan sólo un año después de su debut en el Carnaval como integrante de 'Los relicarios', se estrenó en el campo de autor con 'Los amos del bastón', que se hizo con el primer puesto del podio en la Final de infantiles en 1997. Ahora, once años más tarde, sabe de sobra lo difícil que es hacerse un hueco entre las grandes firmas de la fiesta. Sobre todo, apunta, "conseguir la fidelidad de un mismo grupo". "Cuando no tienes una gran trayectoria -añade- es más difícil que esto ocurra".

De momento, insiste en ello. Y en esta edición del Carnaval lo hace con 'Las pito-risas', en la que alberga muchas esperanzas. "Este año estoy deseando salir, estoy muy contento con el resultado", afirma. También es autor de música de la comparsa de Los majaras, 'Mi Cai chiquito', con letra de Antonio Pedro Serrano 'el Canijo'. No obstante, piensa que todavía queda muy lejos que su nombre figure en esta codiciada lista. "No sé si algún día me recordarán como uno de los grandes, pero sí como uno de los grandes fatigas". "Lo que sí te aseguro es que mi nombre va a figurar entre los gorditos", bromea el incansable chirigotero.

En la misma línea modesta que le caracteriza, asegura que tampoco se considera impulsor de un estilo distinto, en lo que a chirigota se refiere. "No creo que haya marcado tendencia. Simplemente soy un cocinero que intenta hacer el menú que más le gusta a los que tengo sentado en la mesa", asevera en un tono algo más serio. Con todo, entre sus grandes objetivos se marca "tener contenta a mi chirigota, porque es la mejor manera de defender nuestro repertorio". "Y de ahí para arriba, lo que venga", puntualiza. Asimismo señala que conseguirlo es difícil, ya que "el jurado no suele arriesgar. Aunque no soy nadie para juzgar".

Entre los referentes carnavalescos de los que ha bebido a lo largo de su trayectoria destaca, en primer lugar, a los autores con los que ha tenido la oportunidad de salir. Un listado que integran Juan Carlos Aragón, Tino Tovar, el Sherif, Luis Rivero e incluso Ángel Subiela. Precisamente, a la hora de responder a qué grupo le gustaría poner letra, responde que a uno que dirija este último. Del mismo modo, entre otros hitos carnavalescos cita "salir alguna vez en la chirigota del Lobe". Tiempo le sobra al joven chirigotero, que en esta ocasión se encuentra algo más triste de lo habitual, porque "con el nuevo sistema de entradas, es la primera vez que mis padres no pueden venir a verme". A buen seguro, no faltará quien arrope al chirigotero y a su agrupación en su primer pase por el Gran Teatro Falla.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios