el tanguero

El cacareado antifaz

Comentarios 3

VAYA por delante que no pretendo entrar en peleas de corral ajeno porque está claro que saldría como el gallo de Morón, sin plumas y cacareando. Pero tengo mi opinión al respecto de las normas vigentes para conceder el Antifaz de Oro cada año.

En primer lugar diré que el Antifaz lo luzco en la solapa durante el año porque no siento vergüenza de él. Además me da igual que los demás no lo lleven nunca, ni siquiera para actos carnavalescos. Parte de culpa la tiene la forma de vestir de muchos de nuestros compañeros de asamblea, que solo se han puesto una chaqueta el día de su boda y cuando la primera comunión. Y claro, el Antifaz en un jersey de lana no pega. Otros puede que sientan vergüenza de lucirlo después de haber estado saliendo en agrupaciones solo y exclusivamente para acumular los años requeridos para que por lo menos miren tu currículo. De todo hay en este corral de gallos de oro. Porque también los hay merecidamente concedidos por su labor año tras año y ahí no se puede poner un pero.

A mi modo de ver no se debe catalogar el Antifaz de un autor o un director con el resto. No es igual el trabajo que hace el autor durante todo el año al trabajo de un componente que puede que sea de una cuerda de las que solo ensayan dos meses y de esos dos meses, este componente falta uno. Pero acumula años y eso le vale para que luego le impongan la condecoración. Muy mal están las bases o los estatutos que rigen esto. Hay Antifaces que no conozco de nada y creo que ni los que salieron con él se acuerdan de quién es. Pero el reglamento está aprobado y la asamblea con su presidente al frente cumple con la rigidez exigida para que sea legal. ¿Que hay que cambiar las normas porque esto se ha ido de las manos? Sí, hay que cambiarlas ya mismo y aprobar la concesión del mismo por merecimientos.

Sé de un gallito que siempre va cacareando de barra en barra, que el antifaz solo vale para entrar en el Falla, pero es que encima se muere por tenerlo y como no puede pues cacarea de él. No me parece correcto por la falta de respeto a todo un colectivo de personas que han hecho mucho por nuestra fiesta, aunque sí es verdad que no están todos los que son, ni son todos los que están.

Una forma de atacar nuestra sensibilidad es mencionar a Martínez Ares y El Peña cuando se habla de injusticia de quién lo tiene y quién no. Todos somos conscientes de que hay personas que lo merecen. Yo para el año que viene solo concedía uno, ni puntos, ni años, ni puñetas. Solo uno cada año y así empezaba a regenerarlo y considerarlo. Por ejemplo a Don Antonio Trujillo (Catalán Grande) director de comparsas que han pasado a la historia; director y organizador de grandes grupos de comparsistas que aunque no llegó a los veinticinco años hizo merecimientos más que suficientes para lucir el Antifaz de Oro.

Consideremos que las bases de nuestro reglamento o estatutos están mal enfocadas, rectifiquemos y empecemos a dignificar este preciado y bonito galardón. Sólo así lo respetarán fuera de nuestra asamblea, solo así estará bien mirado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios