Tino emociona en la noche de los 'dirertores'

  • 'Volver a empezar' consigue levantar al Falla con sus pasodobles en una jornada en la que la 'Sosiación de directores' se confirma como la gran sorpresa del concurso

Comentarios 20

Emoción, risas y un puntito de nostalgia. La cuarta jornada de cuartos de final dejó para el recuerdo grandes momentos. La espectacular acogida al segundo pasodoble de 'Volver a empezar' fue uno de ellos. Los geniales 'gags' de Morera y compañía dejaron otro. Pero sin duda fue la aparición estelar de mitos de la comparsa como Antonio el Alemania, el Purri, Subiela, Pepe el Caja o Fali Mosquera junto a sus alter ego de la 'Sociación de dirertores', confirmados como la gran sorpresa del presente concurso, lo que más llamó la atención de una sesión en la que también destacaron el coro a pie, Rivero y 'los pelapapas'.

El coro a pie de Francis Sevilla Pecci y Tino Tovar agradó en su segundo pase en el concurso, especialmente en cuanto a música. Sus tangos estuvieron un poco por debajo de lo mostrado en preliminares, pero aún así su repertorio sigue teniendo mucho contenido. Tras ellos, turno para la gran sorpresa de las preliminares, la Sosiación de dirertores, que llegó con un as en la manga: los directores parodiados, los auténticos, reunidos sobre las tablas. Su repertorio volvió a estar a la altura, destacando especialmente un pasodoble pleno de gracia e ironía a las envidias entre los comparsistas. Se confirman como la gran revelación del presente concurso.

También agradaron los pasodobles de la comparsa de Luis Rivero, que volvió a lucir voces y afinación. A continuación, el cuarteto de Morera siguió con su defensa del primer premio conquistado el pasado año con un repertorio que fue de menos a más y que se hizo grande gracias a dos cuplés de arte y a un tema libre genial. No pierden comba en el concurso. Antes de que llegara el descanso, la chirigota Los que mueren por febrari disfrutó de un nuevo pase, premio a su buen debut en la categoría de adultos.

De reanudar la sesión se encargó la chirigota de Bocuñano y Rodicio, de menos a más y rematada con un tremendo popurrí. La comparsa jerezana Los bulería y la conocida cariñosamente como 'la chirigota de los viejos' gozaron de una, a priori, última oportunidad de agradar al Falla antes de que le llegara el turno a la comparsa de Tino Tovar. Por letras y puesta en escena, Volver a empezar fue una de las agrupaciones que más interés despertó en las eliminatorias y en su segundo pase no defraudaron, mejorando además su interpretación respecto al día de su debut. Tino consiguió lo que hasta ahora no ha conseguido nadie en el presente concurso y que es levantar por segundo día consecutivo al público de sus asientos con un pasodoble. Su letra denunciando el maltrato y abandono al que se ven sometidos los ancianos en algunos centros geriátricos -trayendo a la memoria casos como el de El Santísimo en Medina- no dejó indiferente a nadie. Como ya ocurriera con el pasodoble de preliminares a Martínez Ares, apenas pudo oírse el final debido a la estruendosa ovación del público y eso ya habla por sí solo. Les queda mucho por decir en el concurso.

Finalmente, las discretas niñeras mágicas gaditanas de Antonio Beiro Varo echaron el cierre a la función.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios