CANELO Y YO

Llegó la cosecha, hermanos

HOLA, soy Canelo el perro del Canijo. Aquí estoy como siempre haciéndole la columnita a mi dueño. Qué bonito está el concurso señores. Sobre todo en chirigotas. A tenor de los comentarios y críticas olidas, leídas y escuchadas parece que hay una opinión generalizada de que este año se ha conseguido un nivel en la modalidad de chirigotas más que aceptable, donde prácticamente todas las chirigotas de semifinales tienen opción a participar en la gran final. Y si no, a las pruebas me remito. Quique y Lolo han demostrado que no tienen un pelo de tonto. El Selu ha dejado claro que sí que sabe. El Yuyu está a gran altura. El Sheriff sabe venderlo. El Vera se ha apretado las tuercas. Manolín encandila a abuelos y nietos. La gente del Love sabe más por viejo que por diablillo. La chirigota de Sevilla está claro que no sólo vienen con lo puesto y para colmo salen unos que estaban escondidos en un ropero y la lían. Mi dueño se ha quedado frío, vamos congelao.

Esta opinión generalizada acerca del nivel de las chirigotas viene sustentada por numerosas hipótesis. Una corriente muy extendida afirma que esto es debido fundamentalmente a que al estar más difícil la final, pues la gente se aprieta más y por tanto los repertorios mejoran. Puede que sea una de las razones que confluyan, pero yo creo quizás discrepo de este corriente. Más bien soy de una corriente alterna. Y es que a veces la razón de las cosas es más evidente o natural.

Yo que soy perro labrador, y sé por tanto de campo, esto que pasa lo comparo con las cosechas. A lo mejor la razón está ahí. La gente empieza a ensayar en Septiembre siempre sin fijarse demasiado en cuando empieza el Falla. Mi teoría es que cuando la Semana Santa viene tarde, el repertorio está más maduro. Cuando la Semana Santa viene temprano, el repertorio está menos maduro, más tierno y no ha tenido tiempo para que el fruto coja todo el sabor. Esta teoría la pueden ustedes valorar mirando años atrás cuando ha estado la Semana Santa muy temprano y cuando muy tarde. Los años de gran calidad, han sido los años que el Carnaval ha caído casi por Marzo.

Señoras y señores. Es posible que no fuera mala idea fijar la fecha de una fiesta, que además es absolutamente pagana, de forma independiente a la Semana Santa. Sé que habrá muchos que no estarán de acuerdo, pero pienso que esas dos o tres semanas de ensayo más son quizás la mejor inversión para conseguir una gran calidad. Sé también que alguno dirá : "Po dile a tu dueño que empiece antes". Sí hombre. No le robemos más tiempo a los nuestros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios