Cadiz CF

En clave positiva

  • Cervera explica que la crítica tras el duelo ante el Córdoba fue "un mensaje para reafirmar nuestra forma de jugar"

  • Reconoce que el equipo está "por números" en la batalla por el ascenso

En clave positiva En clave positiva

En clave positiva

El Cádiz afronta el encuentro contra el Alcorcón en territorio madrileño después de una intensa semana de trabajo marcada por las bajas y por los problemas físicos de algunos jugadores. En el vestuario son consciente de la dificultad que entraña la misión fuera de casa contra un adversario que se crece delante de su afición. Puntuar fuera es complicado y más todavía conjugar el verbo ganar. Pero el Cádiz sigue dispuesto a presentar batalla. "Jugamos a las 12 del mediodía en Madrid y hará frío. El rival comenzó la temporada con una defensa de cinco hombres y después empezó a poner una zaga de cuatro, más académico. Le ha ido bien. Es un equipo peligroso. Cuando un equipo recibe pocos goles en su campo es que es fuerte", explicó ayer el preparador cadista, Álvaro Cervera, durante la rueda de prensa que ofreció en la Ciudad Deportiva de El Rosal a modo de previa de la cita correspondiente a la 23ª jornada de Liga.

No tardó en ser preguntado el entrenador por las declaraciones que realizó justo después de la reciente victoria (2-0) sobre el Córdoba -el pasado domingo-, cuando alertó de que su equipo había recibido muchas ocasiones y que de seguir así acabaría la racha de once partidos sin perder -acumula 11 de manera consecutiva-. El míster explicó ayer que lo que trató entonces fue lanzar el mensaje de que "teníamos que reafirmarnos en nuestra forma de jugar, que es que no nos hagan ocasiones. Los jugadores lo saben mejor que nadie. Aunque se ganó, había que ver cómo se produjo el triunfo y por eso lancé ese mensaje. Ya pasó el día contra el Granada y después ante el Córdoba y llegará un día que nos marquen. Viene bien recordar quiénes somos y de dónde venimos para volver a la senda que en algunos momentos podemos perder".

¿A qué achaca el técnico esas facilidades que dieron sus jugadores al contrario en los últimos partidos? Quizás "al cambio de mentalidad, al hecho de llevar mucho tiempo ganando", apuntó Cervera antes de definir a su conjunto y el rol que debe desempeñar. "No somos un equipo ganador, sino competidor. Somos nosotros los que tenemos que provocar las circunstancias necesarias para vencer".

En el último encuentro "vi tics que no tenemos", añadió al tiempo que precisó que "no es falta de actitud". Puso algún ejemplo: "Hay veces que hay mandar la pelota a la grada pero ahora tratamos de jugar más de lo normal. Queremos que no nos hagan ocasiones con claridad y el otro día nos crearon dos después de saques de banda".

No ocultó el míster que al equipo "le faltó frescura en la zona central el otro día. Hay que cohesionar todo. Siempre repito mucho que lo que hay que hacer hay que hacerlo mucho aunque nos equivoquemos y no hay que hacer lo que no hay que hacer aunque acertemos. No hay que recibir ocasiones, evitar que nos hagan saques a balón parado...". Cervera tiene claro cuál es el camino.

El Cádiz empezó la segunda vuelta bien situado. La segunda posición, con cinco puntos de ventaja sobre el tercero, era un escenario impensable antes del inicio de la Liga y después cuando el conjunto amarillo sufrió un atasco que el condujo hasta la 16ª plaza. Pero se rehizo y escaló hasta un lugar de privilegio, aunque ahora queda lo más difícil. En la pelea por el ascenso a Primera División "hay equipos que van a aparecer", vaticinó el entrenador, que mencionó al Osasuna, el Valladolid, el Zaragoza, el Granada, más los que ya están metidos de lleno en la batalla, entre los que hay "alguno que no pensábamos".

¿Y el Cádiz está en esa contienda? Cervera no escondió la realidad en la que se desenvuelve el inquilino de la segunda posición. "No estamos donde estamos por casualidad. Los números que tenemos es de estar peleando ahí arriba. La moral es buena, el grupo sigue fuerte. El año pasado aguantamos. Es difícil mantenerse arriba. Ganar cuando quieres es muy difícil, el año pasado aprovechamos situaciones como los balones parados".

Esta temporada no hay equipos que se hayan distanciado como el Levante e incluso el Girona, que el curso anterior marcaron diferencias con bastante antelación y se adjudicaron las dos plazas de ascenso directo. A juicio de Cervera, "este año todo está más revuelto y parece que no hay que llegar a los puntos que consiguieron el Levante y el Girona".

El preparador cadista afirmó que "el equipo está bien". Y quizás esta campaña no haya que llegar tan lejos como el Levante. "No tenemos que hacer 84 puntos para subir. A ver si podemos hacer bien las cosas para estar arriba".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios