El ambiente

Domingo de sopor, lunes encantador

  • La afición disfruta con el partido de su equipo y hace un guiño en forma de cánticos a Cervera

Precioso tifo de la afición cadista en Fondo Sur. Precioso tifo de la afición cadista en Fondo Sur.

Precioso tifo de la afición cadista en Fondo Sur. / Fito Carreto

Vaya manera de empezar la semana. Los cadistas han cenado en el templo de su equipo un bocata y un gran partido de los suyos, que han estado espléndidos en creación, corte, llegadas y vistosidad. Lo mejor del presente curso en la primera parte para regresar y anunciarle al Reus y al resto de equipos de la categoría que aquí, en la Tacita, hay mucha tela por cortar aunque sea lunes.

Menos público que otras veces y más frío en el ya asentado otoño. La afluencia menor ha sido esperada por el día, la hora y el escaso cartel del adversario. Pero los que acudieron tuvieron cánticos cariñosos para Cervera y su crédito. Lo del césped para nada ha sido esperado porque se pisa menos que nunca -dos veces al mes- y su aspecto sigue generando dudas. Éste sí que no tiene crédito.

A la salida del equipo gran pancarta en Fondo Sur con el rostro de Cervera y los jugadores junto a la siguiente leyenda: 'Somos uno. La lucha no se negocia'.

Y ante el primer error gordo del trío arbitral ha caído la bronca del respetable por no dar como gol un centro chut de Lucas Bijker que se le fue al portero y que la zaga ha sacado ya con el balón dentro. El VAR no aparece en la capital del mundo con más bares.

Gloria al decisivo gol de Carrillo que ha reafirmado que el ariete puede ser más de lo que dicta su velocidad. Como la del Cádiz, ya a crucero y por aguas tranquilas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios