cádiz cf

Ivan y Mikel, camino de ser la pareja de moda en la zaga

  • Kecojevic y Villanueva compartieron el domingo, por cuarta vez en la presente temporada, la titularidad en el centro de la defensa y ambos demostraron que no quieren perder el sitio

Kecojevic (c) y Villanueva (d), muy atentos a una jugada en la que pugnan Garrido y un jugador del Córdoba. Kecojevic (c) y Villanueva (d), muy atentos a una jugada en la que pugnan Garrido y un jugador del Córdoba.

Kecojevic (c) y Villanueva (d), muy atentos a una jugada en la que pugnan Garrido y un jugador del Córdoba. / germán mesa

Bendito 'problema' el que tiene esta temporada Álvaro Cervera con los centrales. Cinco jugadores para dos puestos y la sensación de que todos son igual de válidos al margen de los que jueguen. En las últimas semanas la dupla compuesta por Ivan Kecojevic y Mikel Villanueva parece que toma fuerza en esa demarcación, si bien se ha visto beneficiada por los problemas físicos de Servando y Marcos Mauro.

El montenegrino y el venezolano han coincidido en cuatro ocasiones en Liga en el once inicial: Cádiz, 2 - Cultural Leonesa, 2; Huesca, 1 - Cádiz, 0; Cádiz, 1 - Granada, 0; y Cádiz, 2 - Córdoba, 0. Un empate, una derrota y dos victorias aunque mejores sensaciones que lo que reflejan los resultados.

Cuando cerró el mercado de fichajes el pasado verano y desde el club cadista se decidió que cinco jugadores formaran parte del centro de la zaga, las principales apuestas hablaban de una titularidad para Kecojevic y Villanueva. El motivo no era otro que el teórico potencial del venezolano, cedido por el Málaga, y la experiencia del balcánico en Suiza y Turquía, además de la liga de su país.

Sin embargo, las lesiones de algunos centrales y las convocatorias de Villanueva con Venezuela fueron cambiado los planes. Lo más positivo es que los cuatro que han actuado -salvo Sankaré, que sigue en la recta final de su recuperación- han ido provocando una rotación de nombres y que prácticamente todos hayan jugado con todos en cuanto a pareja de 'baile'. Además, en los casos de Servando y Marcos Mauro dando un nivel bastante bueno a pesar de no estar, de entrada, en las quinielas de la titularidad.

Cervera ha reconocido en diversas ocasiones que era una garantía tener a cuatro de los cinco centrales en óptimas condiciones, si bien nunca ha ocultado que la elección ha sido comprometida por tener que dejar fuera a dos de ellos a pesar de estar en un momento bueno. Servando cuenta con la ventaja de ser un jugador que tiene aprendido de memoria el sistema del técnico. Lo aplica sin fisuras porque, además, es un zaguero que siempre cumple. Marcos Mauro, siendo fichaje, se ha adaptado muy bien a las circunstancias. Hay que tener presente que el argentino ha debutado esta campaña en Segunda A y lo está haciendo de manera eficiente cuando juega.

El quinto central en la pugna es Sankaré, un jugador muy importante el curso pasado (34 encuentros entre Liga y Copa). El senegalés, que tiene 33 años, lleva algunas semanas entrenando con el grupo después de muchos meses recuperándose de una lesión en la rodilla. Su evolución parece que es buena y el club está muy pendiente para saber si realmente puede volver a ser el de antes.

La pareja Kecojevic-Villanueva tiene muchas virtudes, entre las que destaca la talla de ambos. Los 191 centímetros del montenegrino y los 190 del venezolano significan mucho en materia de garantía en ataque y en defensa, y para el balón parado que tan deficitario ha sido en el equipo amarillo hasta el momento. La sensación es que se está cumpliendo la lógica y el ex del Zürich y el zaguero cedido por el Málaga se están haciendo fuertes en la titularidad como pareja de centrales. Pero si algo tiene Segunda A es lo largo del campeonato y la posibilidad de que haya minutos para todos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios