Los vecinos reclaman que haya más seguridad

  • Los vecinos consideran que esto hechos son "otra losa" sobre un pueblo que sólo es noticia cuando se producen sucesos

Los vecinos reclaman que haya más seguridad Los vecinos reclaman que haya más seguridad

Los vecinos reclaman que haya más seguridad

Desde la calle Ronda, en Puerto Serrano, se apreciaba ayer al mediodía el jolgorio de grandes y pequeños que disfrutaban, a unos metros de distancia, de los primeros compases del Carnaval local, con la celebración del pasacalles de los centros escolares. La vía es estrecha y da a las espaldas de la Casa Consistorial polichera. A las seis de la tarde del pasado martes, la calle Ronda se convirtió en una ratonera para una de las dos mujeres que fue agredida presuntamente por un menor de 14 años, vecino del pueblo, que ha sido detenido por la Guardia Civil. En esta calle, el menor asaltó a la víctima, de 23 años, por la espalda y la golpeó con violencia hasta intentar reducirla, no pudiendo consumar la violación debido a la gran resistencia que opuso la mujer.

A esas horas, el responsable de uno de los negocios que hace esquina con la vía cuenta que "estaba dentro en la trastienda y no me enteré de nada. Lo supe a la mañana siguiente", sostiene. Dice que los vecinos del pueblo están hartos y se quejan de la falta de seguridad en las calles de este pueblo, de poco más de 7.000 habitantes. Asiente ante sus palabras una clienta, que ha entrado en el comercio. "La gente está alterada y asustada. Ya no se está tranquilo como antes", añade la mujer.

Muchos vecinos del pueblo serrano desconocían ayer que el presunto autor de los hechos, que está bajo custodia familiar, hubiera agredido sexualmente a otra mujer, de 42 años, unos días antes de que lo perpetrara con la joven, de 23.

Puerto Serrano anda estigmatizado por otros sucesos violentos producidos no hace mucho como el asalto a la Jefatura de la Policía Local, donde un agente perdió un ojo, y esto de las agresiones sexuales, que acaba de conocerse, es otra gota más de las que ha rebosado ampliamente el vaso de la paciencia de sus vecinos. "Ocurre algo así y la gente se mosquea. Y más, ahora, que empiezan los Carnavales, y la gente se echa a la calle", asume un trabajador municipal. La propia Jefatura de la Policía Local alertó días pasados a la población, a través de redes sociales, de que extremara las precauciones ante los ataques sexuales registrados.

A escasos metros de donde se produjo la agresión a una de las mujeres, la vida continúa. En la calle Calvario, una de las arterias principales del pueblo, los habitantes realizaban ayer sus menesteres diarios atentos a alguna cámara de televisión, que llegó para cubrir el suceso de las agresiones, que ha impactado a la comarca.

"No hay ni guardias civiles como antes, ni policías locales las 24 horas. Te hartas de llamar 40 veces por la tarde y por la noche y nada", dice otro vecino, visiblemente enfadado. El hombre enseña en su móvil las llamadas que tuvo que realizar hace varios días a los agentes locales. "Hasta siete y no tuve respuestas", zanja. Acompañado de otros vecinos en corrillos, hablan de que antes, años atrás, en Puerto Serrano había una patrulla de la Benemérita permanente por las noches, pero con los recortes la cosa se ha desinflado. "Ahora se les solicita y pueden estar trabajando en otros pueblos. Y los municipales, igual. Terminan el turno y no se refuerzan porque no hay relevos", critican.

Esta denuncia es el mantra que repiten otros muchos habitantes policheros. "Antes, por los menos, había vigilantes por las calles y si alguien hacía una fechoría, al menos, se podía dar aviso o multar", explica otra vecina de la localidad serrana indignada por estos hechos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios