Un supercomputador sitúa a la UCA a la vanguardia en Andalucía

  • El nuevo sistema tecnológico de última generación multiplica por diez su memoria

Comentarios 4

Los investigadores de la Universidad de Cádiz cuentan con una nueva herramienta para realizar sus cálculos y simulaciones. Se trata de un nuevo supercomputador que multiplica por diez su memoria y sitúa a la UCA en vanguardia dentro del sistema universitario andaluz en la puesta en servicio de estas infraestructuras tecnológicas de última generación como soporte para la experimentación y contrastación del conocimiento generado.

La ampliación del clúster de cálculo intensivo de la Universidad de Cádiz facilitará a sus usuarios, más de 60 procedentes de muy diferentes ámbitos y departamentos, un potente sistema en sus labores de investigación. Con 48 nodos biprocesadores Intel Sandy Bridge, doblan la capacidad del anterior y su memoria alcanza los 6.000 GB de RAM. Un equipo, financiado por el Programa Nacional de Infraestructuras Científico-Tecnológicas dentro del Plan Nacional de Investigación Científica, Desarrollo e Innovación Tecnológica 2008-2011 en la convocatoria 2010, que agilizará los estudios y proyectos de una docena de grupos de investigación.

La empresa Hewlett Packard-Comparex ha realizado la instalación en las dependencias del Centro Integrado de Tecnologías de la Información (CITI) en el Campus de Puerto Real, bajo el diseño e implantación del área de Informática de la UCA.

Los profesores responsables económicos del proyecto han sido Rafael García Roja y Pedro Luis Galindo Riaño.

Se trata de una tecnología de última generación tanto de componentes como de arquitectura, que permite una reducción del consumo eléctrico del 40%, aspecto que ha sido decisivo para el diseño y construcción del sistema en la Universidad de Cádiz, como han explicado los diseñadores y directores técnicos del sistema, Abelardo Belaustegui y Gerardo Aburruzaga. Una de las principales novedades es la incorporación de dos nodos de cómputo con cuatro tarjetas nVidia Tesla K20, dotadas cada una de casi 2.500 núcleos de cálculo con una potencia final de cómputo individual de 1,2 Gflops/tarjeta.

La programación de cálculos "utilizando macrotarjetas gráficas (GPU) es una de las tendencias más utilizadas en los grandes supercomputadores del Top500, una técnica alternativa que se pone a disposición de los investigadores", informan desde la UCA.

Los benchmarks (estudios comparativos de rendimiento) realizados arrojan una potencia pico de 20 Tflops (20 billones de operaciones en coma flotante por segundo), unas seis veces más que el antiguo equipo. La capacidad de almacenamiento se eleva a 60 TB brutos.

Precisamente, en los dos últimos meses desde el área de Informática se han realizado diversas actividades para completar la operatividad del nuevo sistema. Entre ellas, la realización de un curso para investigadores de la UCA, impartido por profesorado del Centro de Supercomputación de Galicia, para el uso de la herramienta Intel Cluster Studio y del nuevo gestor de colas de trabajo SLURM. Asimismo, se ha abierto un plazo para solicitar la instalación de herramientas a medida para sus usuarios.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios