"No se pueden acortar los plazos para la terminal"

  • Rafael Barra insta al Ayuntamiento a que alegue "cuanto antes" al proyecto

Comentarios 4

El presidente de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz (APBC), Rafael Barra, defiende la imposibilidad de acortar los plazos para la puesta en funcionamiento de la nueva terminal de cruceros, en respuesta a la propuesta que el Ayuntamiento llevará a Pleno el viernes que viene.

"Lo que sí es factible es evitar su demora", por lo que Barra sugiere al Ayuntamiento a que no inste a nadie, sino que "demuestre su apoyo" remitiendo, "cuanto antes", las alegaciones que estime oportunas a la tramitación pública del proyecto y del estudio de impacto ambiental de la futura terminal de contenedores que se ubicará en los terrenos de la antigua planta Delta.

Además, el presidente de la APBC recuerda que el espacio donde se ubicará la que será la nueva terminal de cruceros está actualmente ocupado por una terminal de contenedores cuya concesión no finaliza hasta el año 2013. "Hay que respetar al actual concesionario (Concasa) que desempeña una actividad importante que, al igual que los cruceros, genera empleo y riqueza para Cádiz y su entorno".

De la misma manera, Rafael Barra alecciona al teniente de alcaldesa Ignacio Romaní en cuanto a que la propuesta que adelantaron a los medios este pasado lunes "debería dirigirse, en todo caso, a la propia Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz y no al Ministerio de Fomento". Esta afirmación la basa en la idea de que "las autoridades portuarias son organismos públicos, con personalidad jurídica y patrimonio propios con plena capacidad de obrar".

El máximo responsable de la APBC dice, además, que tanto en el Plan Estratégico, como en otros instrumentos de planificación aprobados posteriormente, como el Plan Especial de Ordenación del Puerto de la Bahía de Cádiz en el término municipal de la capital -aprobado de forma definitiva y por unanimidad del Pleno en diciembre de 2004- y el Plan de Utilización de los Espacios Portuarios del Puerto de la Bahía de Cádiz, ratificado en 2006, se recogen claramente los usos de cada espacio portuario y las líneas maestras a seguir en la futura ordenación urbanística del puerto.

Por último, el presidente de la APBC afirma que si bien el desarrollo de sus infraestructuras mejorará la competitividad del puerto, su capacidad y consolidación en el mercado de cruceros "ya ha quedado demostrada" con las 256 escalas que se esperan este año, que lo mantienen entre los seis primeros puertos de cruceros del país.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios