Un plan para compatibilizar la oferta hotelera con la ciudad

  • Pendiente de los nuevos hoteles, los pisos turísticos se disparan

  • Urbanismo quiere que sean compatibles con la vida diaria

El Ayuntamiento está preparando un estudio con el que pretende fijar el modelo turístico de la ciudad, en lo que se refiere a la presencia en la ciudad de hoteles y pisos turísticos. Un plan que apoya todos los proyectos hoteleros que por el momento se han planteado en Cádiz y, también, la existencia de un elevado numero de pisos, pero que también busca compatibilizar esta apuesta con la propia vida de los vecinos, garantizando unos mínimos habitacionales.

El teniente de alcalde de Urbanismo, Martín Vila, constata que esta cohabitación no es, actualmente, un problema para la ciudad "pero debemos saber cómo intervenir para que no acabe siéndolo. Desde la responsabilidad, es necesario concretar cuál será la máxima carga hotelera que pueda tener Cádiz para que los vecinos no se sientan desplazados".

Primeros contactos con los promotores que proyectan un hotel en el edificio de Correos

El documento analizará la actual oferta y la que ya se anuncia y verá cuál es la carga que tiene barrio por barrio en la ciudad, para así poder plantear limites en su momento.

El mejor ejemplo de un crecimiento libre es el que se está produciendo en lo que se refiere a pisos turísticos. Destaca Vila el fuerte crecimiento que está teniendo en la ciudad esta oferta. Hoy hay fichados en la Junta de Andalucía 671 apartamentos turísticos. En apenas unos años se han incrementado en 400 y sólo entre 2016 y 2017 se duplicaron las licencias de obras otorgadas por el Ayuntamiento para este tipo de establecimientos. Pero las propias plataformas digitales elevan hasta 1.600 los pisos turísticos en la capital.

El documento que en su día elaboró sobre la vivienda vacía en Cádiz la concejalía correspondiente, reflejaba que la presión turística en la ciudad estaba por debajo de la que soporta Barcelona (que ha puesto en marcha medidas muy restrictivas respecto a la apertura de nuevos hoteles), pero sorprendentemente por encima que la que tiene Sevilla o similar a la de Málaga, dos capitales referentes de turismo en España.

Si la puesta en funcionamiento de estos pisos turísticos es ya una realidad y ha ayudado a solventar el eterno déficit de camas hoteleras que ha tenido Cádiz, los proyectos de hoteles clásicos en la ciudad siguen llenando las páginas de la prensa a la espera de que se hagan realidad.

Martín Vila considera adecuados todos proyectos y reclama, a la vez, que "se concreten de una vez por todas". Desde el previsto en el estadio Carranza hasta el Campo de las Balas, Puerto América, en la Torre Tavira II o en la Comisaría de la Policía Nacional.

Este último será propiciado por el propio Ayuntamiento cuando se haga con la propiedad del edificio. También se ve con buenos ojos el proyecto de un hotel en el edificio de Correos, como plantea un grupo de inversores ya adelantado por este diario, mientras que se ven con interés la conversión el edificio de Telefónica de la calle Ancha en un pequeño hotel, mientras que se espera que se hagan realidad las actuaciones ya iniciadas en Tinte y el Pópulo, a la vez que se está a la espera de noticias del proyecto en Valcárcel y en el vestíbulo de la estación férrea. De este último, Martín Vila reconoce que aún no conocen el proyecto. "Muchas veces son actuaciones que han tenido su titular pero que al final se han convertido en humo. Y no por culpa del Ayuntamiento".

Vila asume la conversión de Tiempo Libre en un hotel de gestión privada. Difiere de este proyecto pero no tiene más remedio que aceptarlo. Eso sí, sigue reclamando la necesidad de contar en la ciudad con un hotel para el turismo social y, también, la construcción de un albergue juvenil, rechazado por la Junta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios