El nuevo pavimento de la ronda del casco, pendiente de reparar el asfalto

  • La siguiente fase corresponderá al carril contrario al tramo ya ejecutado · Las obras de reforma de la calzada se harán conforme se instale el nuevo cableado eléctrico

Comentarios 21

El cambio de pavimento de la calzada que circunvala el casco histórico está pendiente de reparar las deficiencias que ha generado la primera fase y de las necesidades de instalación del nuevo cableado eléctrico para seguir avanzando. En los planes del Ayuntamiento ya se contempla la segunda fase, y Eléctrica de Cádiz necesita levantar la calzada desde la calle Buenos Aires (hasta donde llegó el primer tramo) hasta Simón Bolívar. Por ello, la progresiva actuación de futuro se hará complementando ambas necesidades.

El primer obstáculo que hay que solventar para avanzar en el proyecto municipal de levantar el actual adoquinado de la ronda del casco histórico y colocar uno nuevo en el que se habilitan dos carriles de asfalto por el que circularían los vehículos es reparar completamente lo ya realizado. Es decir, solucionar el problema que ha surgido con el primer tramo realizado en la Alameda (entre la calle Santiago Terry y Buenos Aires).

Esta obra finalizó hace unos meses, pero el asfalto de los dos carriles presenta numerosas deficiencias e irregularidades. En este sentido, el responsable municipal de Urbanismo, Ignacio Romaní, ha afirmado a este periódico que actualmente se está a la espera de poder solucionar estos desperfectos para proseguir con la sustitución del pavimento. Para ello, se requiere una máquina especial para compactar el asfalto, ya que ésta tiene que tener exactamente el ancho del carril, de forma que al actuar no dañe el pavimento.

Esta intervención no supondrá aumento alguno del coste de la primera fase, ya que la obra está en período de garantía y corresponderá a la empresa adjudicataria (Ocidys) su reparación.

Una vez solventado este escollo, y confirmado que el asfalto soporta sin problemas el paso de los vehículos, el Ayuntamiento procederá a ejecutar la siguiente fase, que corresponderá al carril contrario al ya realizado (es decir, al tramo de la Alameda desde Santiago Terry hasta Buenos Aires en sentido a la iglesia del Carmen).

A partir de ahí, serán las necesidades de Eléctrica de Cádiz las que vayan marcando el ritmo de este proyecto. La empresa municipal está llevando a cabo la instalación de un nuevo cableado eléctrico con mayor potencia y que pueda dar luz a los futuros grandes equipamientos previstos en el casco histórico. Para ello, el teniente de alcaldesa José Blas Fernández explica que es necesario que el anillo perimetral que ya ha llegado a Buenos Aires prosiga por toda la circunvalación hasta Simón Bolívar.

Esto requiere levantar la mitad de la calzada (un sentido de la circulación) en todo ese perímetro, de forma que al llegar a Simón Bolívar el cableado siga por Doctor Marañón hasta la calle Chile, donde hay una subestación eléctrica.

Así, al levantar la mitad de la calzada en diferentes fases, se irá aprovechando para colocar el nuevo pavimento. Y conforme concluya cada fase se acometerá también la reforma del lado contrario de la calzada.

José Blas Fernández puntualiza que esta gran actuación de Eléctrica de Cádiz -complementada con el proyecto de Urbanismo de reformar el pavimento de la ronda del casco histórico- permitirá dotar de potencia suficiente a los futuros equipamientos, quedando el centro de la ciudad preparado a nivel eléctrico "para los próximos cincuenta años". En este aumento de potencia se ha tenido en cuenta el futuro subterráneo de Santa Bárbara, el nuevo teatro Pemán, el castillo de San Sebastián, los futuros hoteles Atlántico y Valcárcel, e incluso la residencia del Olivillo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios