Universidad de cádiz Prácticas en alta mar de alumnos de la Facultad de Ciencias Náuticas

El movimiento se aprende navegando

  • Satisfacción entre estudiantes, tripulación y profesorado universitario por las primeras prácticas de los alumnos de Náuticas a bordo del buque 'Fortuny', de Acciona, que se repetirán durante todo el curso

Comentarios 0

Nueve alumnos de la Facultad de Ciencias Náuticas de la Universidad de Cádiz (UCA) han vivido esta semana su bautizo de mar a bordo del buque Fortuny, de Acciona, donde han llevado a cabo las prácticas de su carrera gracias al convenio firmado entre la UCA y la compañía marítima. Han sido los primeros, la avanzadilla del grupo de 70 estudiantes de Náutica que tendrán la posibilidad de completar de manera privilegiada sus conocimientos teóricos. Alumnos, profesores y los miembros de la tripulación coincidieron, durante una recepción ofrecida por el capitán del buque, en mostrar su satisfacción por una experiencia "muy positiva".

Enrique Coto, capitán del Fortuny, recibió en uno de los salones de la octava planta del buque a los estudiantes y responsables de la UCA, entre ellos Francisco Álvarez, vicerrector adjunto; David Almorza, vicerrector de Alumnos; Juan Moreno, decano de Náuticas; Luis Coín, profesor de la asignatura Maniobras y Prácticas en Buques, y Gonzalo de la Cruz, el profesor que ha acompañado a los alumnos en estas prácticas.

El capitán del buque, en presencia de los oficiales de su tripulación, tuvo palabras de elogio hacia los alumnos de la Universidad gaditana: "Han tenido una magnífica actitud, con un interés máximo por aprender, por conocer el barco y su funcionamiento. Han sido los primeros y su experiencia servirá para los siguientes grupos. Incluso en los tiempos destinados al descanso pedían permiso para ir al puente o a otros lugares del buque. Ojalá en mis tiempos hubiera tenido la oportunidad de hacer unas prácticas de este tipo", dijo un capitán que no ocultaba su satisfacción por haber llevado a bordo, por primera vez en su vida profesional, a un grupo de estudiantes.

También Álvarez y Almorza incidieron en que estas prácticas son "un lujo" para los estudiantes de la UCA, ya que no todas las facultades disponen de convenios con empresas marítimas para hacer las prácticas en los propios trayectos comerciales, como es el que cubre el Fortuny con Santa Cruz de Tenerife.

Los propios estudiantes ratificaron la valoración del capitán. Jesús Jiménez y Aitor Clúa, dos de los alumnos que han formado parte de la primera remesa de prácticas, calificaban de "fantástica" la experiencia: "Nos han tratado muy bien, desde el capitán hasta los oficiales y el resto de miembros de la tripulación". Y destacaban también el contenido de las prácticas: "Ha sido una manera de reafirmar lo que aprendemos en clase. Uno estudia y se imagina cómo son las cosas dentro del barco, pero aunque se sepan cosas, siempre sorprende descubrirlas y vivirlas en directo. Así se comprende mejor la teoría".

Los dos alumnos confirman que incluso en los periodos de descanso se dedicaban a conocer mejor el buque, para conocerlo bien, y asienten con orgullo cuando se les pregunta si las prácticas les han reafirmado en su opción universitaria: "No nos hemos equivocado de carrera".

El convenio con Acciona es por un año, aunque la intención de la UCA, y también la avanzada por el capitán del buque, es prorrogarlo en el tiempo para repetir una experiencia que se ha revelado enriquecedora y válida. Este curso otros 61 alumnos de Náuticas aprovecharán la línea marítima que Acciona mantiene con Cádiz para completar su formación.

más noticias de CÁDIZ Ir a la sección Cádiz »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios