El otro balance: menos bautizos y más bodas

  • La labor pastoral de la diócesis es atendida por 151 sacerdotes, 30 de ellos religiosos

Una boda en la iglesia de Santa Cruz. Una boda en la iglesia de Santa Cruz.

Una boda en la iglesia de Santa Cruz. / jesús marín

No sólo de las cuentas anuales se extraen conclusiones sobre el estado de salud de la Iglesia gaditana. El Obispado de Cádiz y Ceuta también hace balance de su actividad pastoral y de su realidad básica. Y esto revela en la actualidad datos que hablan de una mejoría y otros que mantienen una línea descendente.

En este último bloque habría que situar el sacramento del Bautismo (aquel que da la bienvenida a los nuevos católicos), cuyo número sigue descendiendo cada año. En 2016 se situó en 4.563, cifra muy inferior a los 5.337 bautizos celebrados el año anterior (donde también había ya una merma, aunque bastante leve, respecto a 2014). Lógicamente, esta cifra va relacionada con ese descenso de la natalidad que afecta a la población gaditana y que tiene consecuencias también, por ejemplo, en la escolarización, donde los números van también en caída.

También ha descendido el número de confirmaciones, que se sitúa en 1.362, prácticamente una tercera parte de los bautizados.

En el lado contrario, el pasado año aumentaron el número de bodas, alcanzándose las 1.079 (frente a las 1.043 de 2015 o las 1.053 de 2014) y de comuniones (5.660 en total, lo que hace volver a la cifra habitual tras la pequeña caída del año anterior, cuando hubo 5.446).

Otro dato que aporta el Obispado es el de las exequias realizadas a lo largo del pasado ejercicio, que sumaron 2.640 (más de la mitad del número de bautizados).

Para poder realizar toda esta actividad sacramental, cuenta en la actualidad la Iglesia de Cádiz con 121 sacerdotes, que además ven reforzada su labor con otros treinta sacerdotes religiosos que dedican su labor pastoral en la diócesis. Todos ellos atienden un total de 115 parroquias (otro dato donde se produce un descenso progresivo, ya que en 2015 había 116 parroquias y el año anterior se contabilizaban 118). Y la preparación para estos sacramentos la realizan un total de 1.700 catequistas que de forma voluntaria atienden esta cuestión en las diferentes parroquias.

Además, cuenta la diócesis con 374 religiosas y ocho monasterios. Y junto a la atención a los católicos gaditanos, el Obispado cuenta también en la actualidad con 31 misioneros repartidos en muy diferentes lugares del mundo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios