El aparcamiento de Hispanidad se hará tras el de Canalejas

  • El Ayuntamiento pretende, con el cambio en el calendario, reducir la incidencia de las obras en el comercio y mejorar la accesibilidad al casco antiguo

Comentarios 2

El Ayuntamiento ha optado por no hacer coincidir las obras de construcción de los aparcamientos subterráneos de la Avenida del Puerto y de Plaza de la Hispanidad. La intención es iniciar, tras la Semana Santa, los trabajos en Canalejas, que se alargarán durante unos 13 meses, para ejecutar posteriormente los que van a afectar al entorno del edificio de Comes, cuyo periodo de ejecución rondará los 15 meses. De esta forma se duplica el tiempo global en obras, unos dos años y medio, pero se logra a la vez reducir la incidencia de las mismas en el tráfico urbano en una zona tan delicada de la ciudad y que rompe en dos toda la circunvalación del casco antiguo.

La próxima semana está prevista una reunión entre el Ayuntamiento y la entidad Cádiz Centro-Club de Calidad, socios del proyecto en la plaza de la Hispanidad, para cerrar este cambio de fechas. Desde el Ayuntamiento se tiene claro que este cambio en la planificación supondrá un alivio para el comercio del centro histórico, al facilitarse el acceso al mismo.

La modificación en el plan de obras supondrá, a su vez, un cambio en los desvíos que se van a realizar por el interior del muelle de la ciudad. Así, se trabaja con la idea de utilizar los dos carriles ya negociados con la Autoridad Portuaria para todo tipo de tráfico, ya sea transporte público como vehículos privados. Así se seguirá hasta el final de las obras en Canalejas salvo que se constate problemas en la fluidez de la circulación. Se mantiene la necesidad de abrir un acceso nuevo al puerto a la altura del edificio del Trocadero aunque puede que no sea necesario eliminar parte de la isleta de la fuente de la plaza de Sevilla.

Será la empresa COMSA la que ejecute las obras de construcción del aparcamiento en Canalejas. La firma lleva ya unas semanas realizando los trabajos previos ante del inicio del proyecto. Se pretende que todo el agua que se extraiga de las excavaciones (en una zona de relleno) se vierta en el mar y no en la red de saneamiento de la ciudad para evitar su colapso.

Los dos nuevos aparcamientos subterráneos, que deberán estar en funcionamiento a principios de 2010, incrementarán en 550 el número de plazas de estacionamientos en el casco antiguo de la ciudad. A esta cifra se le añadirán, también por esta época, las más de 900 que se habilitarán en el subterráneo que también proyecta el Ayuntamiento y una empresa privada en Santa Bárbara y cuya construcción también se iniciará a lo largo de este mismo año.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios