Atención a la discapacidad intelectual

Renovación en Afanas Cádiz

  • José Javier Díaz Fernández es el nuevo presidente de la asociación y se ha marcado como objetivos retomar varios proyectos y reformar los estatutos

José Javier Díaz Fernández en el patio de Afanas Cádiz. José Javier Díaz Fernández en el patio de Afanas Cádiz.

José Javier Díaz Fernández en el patio de Afanas Cádiz. / Lourdes de Vicente

Afanas Cádiz tiene desde hace varias semanas nuevo presidente. Se trata de José Javier Díaz Fernández, un empleado de banca prejubilado que se ha propuesto, entre otras cosas, retomar varios proyectos que estaban aparcados y llevar a cabo un mayor control de las cuentas para que no vuelva a hacerse un uso indebido del dinero de la entidad ni de sus tutelados.

José Javier Díaz forma parte de esta asociación desde hace pocos meses, tras hacerse cargo como tutor de su único hermano, que tiene síndrome de down, por el fallecimiento de sus padres. Cuenta que cuando llegó, se encontró con el problema de que habían sustraído dinero de la cuenta de un chico de la residencia, que es tutelado de Afanas. "Pregunté varias dudas sobre temas bancarios en la asamblea y me animaron a formar parte de la gestora para preparar las elecciones tras la dimisión de la presidenta", relata Díaz Fernández, quien afirma que no tenía intención de presentarse a las elecciones; pero de nuevo le animaron algunos padres y profesores a que lo hiciera. Hubo tres candidaturas a la presidencia y siete para formar parte de la junta directiva. De estas últimas, fueron elegidas seis y "sorpresivamente" para José Javier Díaz, él salió elegido presidente con 74 votos (el 52% de los emitidos).

Quoniam sollicitudo pastoralis vera est causa, qua Ecclesia movetur ut id quod

Señala que "el aterrizaje está siendo más complicado de lo normal por la situación que me he encontrado al llegar", refiriéndose a la denuncia por la sustracción de dinero de la cuenta bancaria de un tutelado de Afanas y la investigación policial que se está llevando a cabo sobre este asunto.

Al respecto, afirma que están a la espera del resultado de la investigación y, de momento, "no hay novedades". Sólo sabe que la denuncia ha llegado a los juzgados y muestra su confianza en la justicia. Asegura que desde Afanas Cádiz "se están tomando medidas para que no vuelva a ocurrir". En este sentido, indica que se están ejecutando protocolos de control sobre las cuentas de la asociación y de los tres chicos que están a su cargo.

Entre los objetivos que se ha marcado el nuevo presidente se encuentra la reforma de los estatutos de la asociación, que son del año 2002 y "están desfasados". En esta reforma, se quiere incluir que "aunque el juez nombre al presidente como tutor de los discapacitados, también tenga el control de las cuentas el tesorero". Asimismo, se ha propuesto retomar proyectos que estaban aparcados, como la creación de una sede para personas discapacitadas gravemente afectadas y trasladar fuera de la asociación el colegio que tienen para chicos con discapacidad intelectual de entre 3 y 21 años. También quiere reformar la residencia de adultos "con la finalidad de que los padres puedan tener un respiro los fines de semana y para que en un futuro, la asociación pueda hacerse cargo de los usuarios que se vayan quedando sin familia".

Estas reformas tendrán que hacerlas "muy poco a poco porque la economía de Afanas es muy ajustada, como la de muchas asociaciones, por lo que habrá que apretarse el cinturón con un mayor control del gasto y contar con la ayuda de entidades públicas y privadas", según el nuevo presidente.

Otro proyecto que tiene en mente es reformar las instalaciones de la asociación, "porque el edificio tiene más de 30 años y hay zonas que necesitan una renovación". Adelanta que con la recaudación del calendario de 2018 que han elaborado, se va a renovar una sala de rehabilitación "que está anticuada y con la maquinaria desfasada".

José Javier Díaz quiere destacar "la calidad humana y generosidad" de los trabajadores de Afanas Cádiz. "Creo que no está valorada la labor que hace esta asociación, que atiende a 450 personas con discapacidad intelectual de Cádiz, San Fernando, Puerto Real, Vejer, Barbate, Chiclana y Conil. Pese a las instalaciones, es un lujo para la Bahía de Cádiz tener una entidad como esta, por la labor que realiza, la convivencia que hay entre los discapacitados y porque siendo el lugar de más paro, estamos dando 150 puestos de trabajo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios