Recomendaciones de seguridad del 112

  • Aconseja vigilar a los niños durante el cortejo y acordar un punto de encuentro en caso de pérdida

El servicio Emergencias 112 recomienda una serie de consejos y pautas de protección para disfrutar de la cabalgata de Reyes con total seguridad, atendiendo principalmente a las necesidades de los menores.

Así, señala que debido a la gran concentración de público que se aglutina en torno a desfiles y carrozas, es importante prestar especial atención a los niños para evitar pérdidas y accidentes. Para ello, recomienda una supervisión constante de los movimientos de los más pequeños: deben situarse detrás de las vallas de seguridad en caso de estar acotado el recorrido y mantener una distancia prudencial con los cortejos, respetando los cordones de seguridad establecidos para el público.

Padres y tutores deben evitar que se coloquen debajo de las carrozas para recoger regalos y caramelos a fin de prevenir accidentes y atropellos. Es muy importante que en ningún caso se acerquen a los tractores, camellos u otros animales que puedan componer las comitivas.

A la hora de elegir el lugar para presenciar los desfiles, recomienda optar por sitios amplios y calles con grandes aceras, ya que las vías más estrechas pueden dificultar tanto el paso como la evacuación en caso de emergencia. Es recomendable utilizar el transporte público para acudir a las zonas por las que transitan los cortejos.

Señala que cuando se escoja el emplazamiento para disfrutar de la cabalgata, es muy importante no obstaculizar las zonas de paso ni las vías de evacuación previstas por los servicios de emergencia. Y hay que prestar un cuidado especial a las personas que portan carritos con niños pequeños, así como a mayores e impedidos en sillas de rueda o con movilidad reducida para facilitar su tránsito y evitar taponamientos e incidencias.

Advierte que en celebraciones con gran concentración de público, se debe poner especial atención en los niños e identificarlos correctamente para que sean localizados de manera rápida en caso de extravío. Así, Emergencias Andalucía recomienda el uso de pulseras nominativas en las que se detalle el nombre del niño, de sus padres y tutores, y un número de teléfono móvil de contacto al que poder llamar. Si no se cuenta con pulseras, basta con anotar a bolígrafo en la mano del niño los datos de contacto.

Es importante explicar a los menores que en caso de pérdida o desorientación deben pedir ayuda a la Policía, Protección Civil o autoridades, así como a otras familias con adultos y comunicar la situación al Teléfono de Emergencias 1-1-2. Acordar un punto de encuentro cercano y fácilmente reconocible en caso de pérdida también puede ayudar a solventar situaciones angustiosas para las familias.

En todo momento se debe mantener una conducta respetuosa y calmada, sin empujones ni abalanzarse sobre otras personas para recoger regalos y caramelos. No es aconsejable subirse a rejas, muros, barandillas, faroles, contenedores o cualquier otro elemento del mobiliario urbano que pueda dar lugar a caídas o accidentes mayores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios