Quinielas preelectorales

  • Con el actual mandato encaminado ya a su último año, los partidos empiezan a pensar en mayor de 2019

  • PP y PSOE tienen muchas opciones de cambiar de candidato

Teófila Martínez, en una imagen reciente. Teófila Martínez, en una imagen reciente.

Teófila Martínez, en una imagen reciente. / Germán Mesa

Decía el alcalde en su balance de 2017 que tenía la sensación de estar viviendo en clave electoral desde que llegó a la Alcaldía el 13 de junio de 2015. Posiblemente, tenga razón José María González porque desde el mismo día en que se constituyó la actual Corporación municipal, incluso desde el día siguiente de las elecciones municipales, mucho se ha hablado sobre posibles alianzas, dimisiones, 'ascensos' a Madrid o 'vendettas' internas. En muchas ocasiones, la sensación es que la atención de algunos partidos no estaba puesta en San Juan de Dios, sino en lo que ocurría o pudiera ocurrir de puertas para adentro. Sea como fuere, con esas sensaciones, o realidades, el actual mandato ha llegado a este punto. Y ahora sí, a año y medio de las próximas elecciones, los partidos empiezan a mover ficha de cara a una cita que se antoja muy interesante por lo que tiene de incierto el resultado que se pueda cosechar.

En esta carrera preelectoral, el foco parece que se va a centrar en los dos partidos históricos, en los dos bloques que durante años han permanecido -en ocasiones sin ninguna otra representación política- en la bancada del Salón de Plenos, alternando 16 (PSOE) y 20 (PP) años de gobierno en la ciudad. La continuidad de los líderes actuales de ambos partidos (Teófila Martínez en el PP y Fran González en el PSOE) es toda una incógnita en la actualidad; es más, todo hace pensar más en la improbabilidad de que repitan como candidatos que en lo contrario.

Entre los populares cobra fuerza el nombre de José Manuel Cossi como candidato

Alrededor de Teófila Martínez revoloteó la duda sobre su continuidad desde la misma noche del 24 de mayo, cuando el resultado electoral reflejaba ya la más que probable pérdida de la Alcaldía (pese a ser la más votada). Finalmente, Martínez ha mantenido su acta de concejal hasta la fecha, aunque ha sido evidente su paso atrás en cuanto a comparecencias y actividad municipal, ocupando un papel muy secundario en estos dos años y medio de mandato. Sí ha seguido ejerciendo su actividad política, sí ha seguido compareciendo ante los medios, pero la inmensa mayoría de ocasiones en calidad de diputada nacional y no como concejal del grupo municipal. Como ejemplo bien podría valer lo ocurrido esta misma semana, cuando Teófila Martínez comparecía el jueves en rueda de prensa para hablar de asuntos de la provincia y del Parlamento, pero sin embargo no estaba presente al día siguiente cuando el grupo municipal ofrecía otra rueda de prensa para asuntos de la ciudad y del gobierno de Podemos.

Si finalmente se confirma que Teófila Martínez no repetirá como candidata -logrando así haber respetado, de algún modo, el apoyo que recibió en las urnas en 2015, y marchándose habiendo ganado todas las elecciones (seis) a las que ha concurrido desde 1995- la quiniela empieza a centrarse en quién será su sustituto.

Generalizada es la opinión de que en el actual equipo de gobierno apenas hay opciones de continuidad. El rostro que sí se vislumbraba como candidato, y que incluso llegó a ponerse sobre la mesa como posible alcalde en algunas de las negociaciones que sucedieron a las elecciones del 24 de mayo de 2015 -según relataron algunos políticos- es el de Bruno García, que finalmente tuvo que dar un paso atrás para centrarse en actividades profesionales y en cuestiones de índole personal y familiar. Aunque no hay que descartar que podría recuperarse esa opción de cara a 2019.

Junto a esta posibilidad, ha cobrado fuerza en las últimas semanas otro nombre en el PP: José Manuel Cossi, que el pasado mes de julio entró a formar parte del comité local del partido y del que destacan su formación, sus capacidades y su perfil gaditano y joven. Fuentes cercanas al partido no niegan tal opción, e incluso destacan las cualidades de Cossi, que podría plantearse como esa sucesión de Teófila.

Será, en cualquier caso, a finales de marzo o principios de abril cuando el Partido Popular desvele este gran misterio que se ha extendido durante todo este mandato. En esas fechas anunciará el partido quiénes serán sus candidatos a las alcaldías de las ciudades, para iniciar la maquinaria sobre la que ya el PP de Cádiz viene trabajando de cara a renovar el equipo, las ideas y los mensajes de la próxima campaña electoral.

La otra gran duda de cara a las urnas se cierne sobre Fran González. Tras cosechar el peor resultado en la historia municipal del PSOE gaditano, González salió reforzado hace unos meses de un proceso interno que lo enfrentó con otra lista (liderada por Blanca Flores), lo que de algún modo volvía a evidenciar las grietas que sigue habiendo en el seno de los socialistas gaditanos. Al contrario de lo que pudiera parecer tras esa victoria local, no está nada claro que González vaya a repetir como candidato a alcalde. Es más, desde hace tiempo se viene barruntando (como ya señaló hace semanas Melchor Mateo en este periódico) el nombre de María José Rodríguez, una de las concejalas actualmente en el Consistorio, como próxima candidata.

La propia Rodríguez -que precisamente fue recientemente nombrada viceportavoz del grupo socialista en el Ayuntamiento- no rechazaba tal posibilidad en una entrevista que el pasado jueves le hacía Fernando Santiago en Onda Luz Televisión y veía tal posibilidad como "un orgullo y un honor". En este caso, será en el mes de octubre cuando se resuelva la incógnita socialista.

Frente a estos interrogantes y las quinielas de candidatos en torno a las listas de PP y PSOE, no parece que los otros tres partidos representados actualmente en el Ayuntamiento vayan a presentar cambios al frente de sus candidaturas. Nadie duda de que José María González es el rostro de Podemos; Juan Manuel Pérez Dorao tampoco tiene inconvenientes para repetir como alcaldable; y Martín Vila apuesta también por ser el candidato de su formación, ya sea Izquierda Unida o la coalición que formaron en 2015.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios