Queda desierto un puesto de médico en Diputación

  • A pesar de las atractivas condiciones del contrato, para el Servicio de Drogodependencia, nadie ha presentado solicitud

Aunque aún habrá que esperar algunos días para ver si llega alguna solicitud por carta o a través de otra administración, hasta ahora, y ya finalizado el plazo, nadie ha optado a la plaza de médico que ha sacado a contratación la Diputación Provincial de Cádiz.

Desde la Diputación, donde se han mostrado extrañados con lo ocurrido dadas las condiciones del contrato, se ha señalado que si el puesto queda vacante, como parece que ocurrirá, volverá a ofertarse. Así, tal y como consta en las bases del anuncio, se ofertará la contratación a las oficinas del Servicio Andaluz de Empleo.

El contrato, en régimen laboral no indefinido pero con una remuneración de 1.112 euros mensuales en concepto de salario, más 1.330 en concepto de complemento específico, 551 en concepto de complemento de destino y otros 90 por exposición a riesgo. Dicho puesto, para el Servicio Provincial de Drogodependencias de Cádiz.

Los requisitos, ser licenciado en Medicina y superar con éxito una prueba personal y otra práctica. Los temas de dichas pruebas, cuestiones relacionadas con la drogadicción. Así, conocimientos generales acerca de programas de desintoxicación, orientaciones sobre los tratamientos farmacológicos utilizados en la deshabituación de drogas, en los trastornos de adicciones, en programas de tratamiento con metadona o en el diagnóstico de drogodependencias. Además, para la contratación, se reseña que se valora como puntos a favor el haber trabajado anteriormente en el ámbito de las drogodependencias, en Salud Mental y con personas en situación de riesgo de exclusión social.

Aunque no puede establecerse una relación directa entre este hecho y la carencia de médicos en la capital y en la provincia, cuanto menos es un determinante más que hace sospechar que esta realidad se hace ya más que patente. No hay que olvidar que los propios responsables médicos así han empezado a reconocerlo, sobre todo, por la dificultad existente para contratar a determinados especialistas. Por ejemplo, el caso de Cirugía Pediátrica en el Hospital Universitario Puerta del Mar o la falta de ginecólogos para aumentar la plantilla en el Clínico de Puerto Real. Es más, ya existe conciencia tanto en la provincia como en el resto de España acerca del problema que esto implicará en los próximos años.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios