Piden a Arasti documentos de sus últimas subidas salariales

  • José Blas Fernández censura que no se haya contado con el Ayuntamiento

El Ayuntamiento de Cádiz ha pedido a la empresa Arasti Barca, concesionaria de los servicios deportivos municipales, que justifique con documentos la aplicación de las últimas subidas salariales pactadas con los trabajadores, que en los últimos años han ascendido a un 32%, y de su influencia en los pliegos de contratación. La intención municipal es estudiar estos documentos antes de decidir la cuantía del nuevo pliego, para el que la empresa ha firmado un preacuerdo con los sindicatos en el que los salarios suben en los próximos tres años hasta un 15%. El teniente de alcalde de Hacienda, José Blas Fernández, censuró ayer que la empresa haya alcanzado un preacuerdo con los sindicatos sin contar con la posición municipal. El gerente de la empresa burgalesa, Miguel Arasti, viajó ayer hasta Cádiz para mantener una reunión con Fernández y con el teniente de alcalde delegado de Deportes, Vicente Sánchez.

José Blas Fernández, en declaraciones a este periódico, explicó que la preocupación municipal se centra en el descontento planteado por los trabajadores por sus salarios. Fernández se interesó por el asunto, del que Arasti ofreció cifras distintas a las presentadas por los sindicatos, y pidió a la empresa documentos que justifiquen cómo se ha aplicado en los últimos años el convenio y, en concreto, las subidas de las nóminas. Se trata, en palabras de Fernández, de hacer un "control" de la plantilla y de comprobar cómo ha repercutido en ella lo que ha pagado el Ayuntamiento.

El edil de Hacienda criticó las formas de la empresa a la hora de negociar el próximo convenio, pues ha pactado con el sindicato Autonomía Obrera (AO) una subida que considera "desproporcionada sin contar con nosotros, sin saber hasta dónde podemos llegar por ley". Cabe recordar que Arasti alcanzó en febrero un preacuerdo con los sindicatos para subir los salarios un 12% en 2007, otro 12% en 2008 y un 15% en 2009, aunque condicionado a la colaboración municipal. Fernández entiende que éste no es el camino y que ahora la empresa no puede dejar en manos del Ayuntamiento la aplicación de esta subida, que no ha sido antes consultada: "Hay que estudiar el asunto y saber qué ponen ellos, dicen que el 4%, cuál es la revisión del IPC y hasta dónde podemos llegar nosotros según lo marcado en la ley presupuestaria. Está claro que con estas cantidades se encarece el pliego más de lo deseado".

El gerente Miguel Arasti, por su parte, calificó de "buena" la sintonía con el Ayuntamiento para llegar a un acuerdo, al tiempo que lamentó que AO haya "manipulado" las cifras ofrecidas a la prensa: "La media de los salarios no es de 600 euros. El trabajador a jornada completa que menos cobra gana doce pagas de unos 1.031 euros, con el prorrateo de las extras incluido. Y tampoco es correcta la interpretación de las cifras del pliego, que están hechas por economistas e incluyen partidas de las que no habla el sindicato, como formación o gestión".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios