El Partido Popular buscará otro intento para tumbar la remunicipalización

  • Va a pedir la paralización del proceso en la junta general, formada por todos los ediles y con un reparto de fuerzas distinto al del consejo

Una de las trabajadoras realiza las labors de limpieza en uno de los módulos de la playa. Una de las trabajadoras realiza las labors de limpieza en uno de los módulos de la playa.

Una de las trabajadoras realiza las labors de limpieza en uno de los módulos de la playa. / lourdes de vicente

El Partido Popular va a usar el comodín de la Junta General con el objetivo de paralizar la remunicipalización, después de que en el consejo de administración de Cádiz 2000 su propuesta no saliera adelante por la abstención del PSOE.

La junta general está formada por toda la corporación municipal y esto sí supone un matiz importante ya que entra en escena los dos votos de Ciudadanos, que en este caso podrían ser decisivos si se mantuvieran los sentidos de los votos que tuvo lugar en el consejo de administración. En este caso la formación que comanda Juan Manuel Pérez Dorao se mostró partidaria ayer de que también se ponga en modo pausa la remunicipalización aprovechando que ahora se termina la temporada de playas para tratar de aclarar todo lo que aún sigue siendo una incógnita a juicio de la oposición.

En este sentido, si los votos se mantuvieran el equipo de gobierno sólo obtendría 10 votos, por los 12 que sumarían el PP y Ciudadanos y las cinco abstenciones del PSOE. En este caso, o los socialistas votan a favor, o quedaría tumbada. Hay que tener en cuenta que en el consejo de administración hubo un empate a tres entre los votos de Podemos y Ganar Cádiz y los del PP al abstenerse el PSOE, por lo que el presidente Álvaro de la Fuente, del equipo de Gobierno, hizo valer su voto de calidad.

El portavoz del Grupo Municipal Popular, Ignacio Romaní, señaló en rueda de prensa que en función del resultado de la junta general que van a solicitar, iniciarán acciones por la vía penal o administrativa para pedir responsabilidades.

El PP para ello recuerda el propio recurso contencioso-administrativo que ha interpuesto la Subdelegación del Gobierno contra la remunicipalización "porque entre otras razones pone en riesgo la estabilidad presupuestaria y va contra la contención del gasto".

Romaní insiste en que "es un desastre absoluto" la manera en la que se está llevando adelante "por la cabezonería" de este equipo de gobierno. El portavoz de los populares afirma que el proceso "se ha estado realizando de espaldas al consejo de administración" y volvió a poner en la diana al concejal de Medio Ambiente, Álvaro de la Fuente, por haberse atribuido competencias que no le correspondía: "Se ha extralimitado. El consejo de administración no ha tenido conocimiento de todas las actuaciones que se han llevado a cabo".

El portavoz municipal del PP cargó las tintas sobre el PSOE por haberse abstenido el día anterior pese a realizar una rueda de prensa por la mañana en la que se mostró muy crítico con todo el proceso y haber apoyado las reivindicaciones de las trabajadoras de la limpieza de módulos. Romaní calificó el papel del PSOE como "irrelevante" y llegó a sugerir que se traiga al alcalde de Chiclana, José María Román, como nuevo portavoz, después de la reunión que mantuvo éste con su colega de Cádiz, José María González, donde acordaron crear una mesa para poner en común las respectivas remunicipalizaciones que están realizando los dos ayuntamientos.

Romaní reiteró en que "el PSOE no representa nada" y lamentó que "no sea capaz de tomar decisiones". En este sentido deslizó que tiene la impresión de que "sí surtieron efectos aquellas amenazas", refiriéndose a las que profirió enun pleno municipal uno de los miembros que fue en la lista de Podemos a las elecciones y por las que fue condenado por la Audiencia Provincial.

Asimismo señaló también que en la puerta del Palacio de Congresos, donde se celebró el consejo de administración, estuvieron también representantes de Autonomía Obrera "y cada vez que este sindicato pone gente en la puerta, el PSOE ya sabe lo que tiene que votar. Nos da pena con lo que ha sido el Partido Socialista".

Según Romaní, lo del PSOE "ha sido un sí pero no. Con las abstención me salvo de las cuestiones jurídicas que pueda haber pero a la vez dejo que Podemos lleve a cabo la remunicipalización".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios