La Madrugada en el aire

  • Crece la incertidumbre sobre la salida del Perdón

  • Ayer quedó suspendido el reparto de túnicas

  • El Ayuntamiento y el Consejo reclaman a la cofradía el horario e itinerario definitivos

El magnífico crucificado de Ortega Bru procesiona en una madrugada de un Viernes Santo. El magnífico crucificado de Ortega Bru procesiona en una madrugada de un Viernes Santo.

El magnífico crucificado de Ortega Bru procesiona en una madrugada de un Viernes Santo. / julio gonzález

Comentarios 7

A falta de 19 días para el Domingo de Ramos, la salida procesional de una cofradía de penitencia no debería ser un interrogante. Pero en el caso del Perdón lo sigue siendo. El cabildo extraordinario que convocó la junta de gobierno estaba llamado a resolver el interrogante ante el pulso que la hermandad mantiene con el Consejo y con la autoridad eclesiástica por su hora de salida; pero la cita tampoco sirvió para resolver la cuestión y tomar una decisión al respecto, sino que mantuvo la duda con respecto a qué va a ocurrir con la estación de penitencia de esta corporación de Santa Cruz.

El tiempo para el Perdón se agota, después de meses envuelto en esta polémica relacionada con el horario. Y la incertidumbre no hace sino crecer en los últimos días con anuncios como el de la tarde de ayer, cuando la cofradía informaba a sus hermanos que el reparto de túnicas "se suspende hasta nuevo aviso".

Mientras la cofradía lanza esta información, tanto el Consejo como el Ayuntamiento esperan una respuesta definitiva de la cofradía con respecto a su salida y a su horario e itinerario definitivos; información que necesitan para ultimar todo el dispositivo de tráfico y seguridad relativo a la Semana Santa. Al parecer, ambas instituciones han solicitado por escrito que en la jornada de hoy envíe la cofradía tal información. "En caso contrario, se entenderá que el itinerario es el mismo que el pasado año con el horario que el Consejo ha fijado para carrera oficial", explican fuentes consultadas.

A día de hoy -a la espera de que la junta de gobierno tome y comunique alguna decisión definitiva en torno a este asunto, como resolvió el cabildo del viernes, que dejó en manos de la junta la salida procesional de la cofradía- varios son los escenarios que se plantean o que pueden darse con respecto al Perdón y a la Madrugada del Viernes Santo.

La primera posibilidad -quizás la más lógica pero a día de hoy la más lejana- es que la hermandad cumpla con la hora impuesta por el Consejo para que su Cruz de Guía esté en la Catedral (2.35 horas de Viernes Santo), renunciando así a su tradicional hora de salida (las tres) que habría que adelantarla en torno a 50 minutos, a priori.

Otra opción que se plantea es que la decisión de la junta de gobierno sea no efectuar la salida procesional porque considere que no se dan los factores oportunos para ello. En esta posición, se argumentaría no solo la cuestión horaria (que en el caso del Perdón viene recogida en su reglamento de régimen interno, algo no aceptado) sino diferentes problemas con el acompañamiento musical para que llegaran a tiempo, entre otras cuestiones.

¿Qué pasaría si la junta de gobierno tomara esta decisión? ¿Puede una hermandad en estas circunstancias suspender su salida y seguir la cofradía en la normalidad? Una situación así provocaría -según fuentes consultadas por este periódico- una actuación por parte del Obispado; actuación que se haría después de Semana Santa y que podría ocasionar incluso la suspensión temporal de la actividad de la cofradía o de su culto externo. En esta posición, se reseña que la decisión de la junta iría avalada por el cabildo de hermanos (que el viernes decidió facultar a la junta para tomar la decisión que estime oportuna, con su apoyo) y que la no salida iría contra una resolución dictada por el delegado episcopal de Hermandades.

Otra de las opciones que se plantean en torno al futuro inmediato del Perdón sería que la junta de gobierno presentara la dimisión en bloque, algo que ya se planteó en el cabildo del pasado viernes. En este caso, simplemente habría que recurrir a la normativa diocesana actual, que establece (en su artículo 82) que "cuando por cualquier motivo sea cesada o renuncie la Junta de Gobierno, durante el período transitorio, hasta la celebración del nuevo cabildo, corresponderá la administración ordinaria de la Hermandad o Cofradía a un Comisario, nombrado por el Delegado Episcopal, oído el Director Espiritual, el Consejo Local y el Secretariado Diocesano, quien designará a su Junta Gestora que deberá ser ratificada por el Delegado Episcopal para las Hermandades y Cofradías, limitándose su actuación a celebrar los actos de culto interno y suspendiéndose todos los actos de culto externo y sociales". Es decir, que la cofradía se quedaría sin salir y transcurrido un tiempo se convocarían nuevas elecciones.

En este punto, hay que recordar que precisamente la actual junta de gobierno finaliza su mandato el próximo mes de junio, por lo que nada más pasar la Semana Santa se tendría que poner en marcha el proceso electoral.

¿Podría contemplarse como una cuarta opción que la cofradía mantuviera su salida a las tres de la Madrugada, haciendo caso omiso al Consejo? ¿Puede tomar la cofradía esta decisión, aunque suponga 'salirse' del organismo cofradiero, renunciar a los ingresos de la venta de sillas y gestionar de manera particular el permiso municipal y la disposición del Cabildo de abrir la Catedral a la hora que solicite la hermandad? Esta opción supondría, salvando las diferencias, seguir el caso de Servitas, que formando parte del Consejo procesiona en la jornada del Viernes de Dolores. Pero las fuentes consultadas sentencian que "salir a las tres de la madrugada fuera del Consejo no es posible", ya que todas las hermandades tienen que pertenecer a este organismo, según establece la actual normativa. Y el pertenecer al Consejo implica aceptar que es la permanente la que tiene la potestad de fijar la hora de entrada de cada hermandad en carrera oficial.

¿Y suspender su salida procesional pero sustituirla por un acto en el interior de Santa Cruz a las tres de la Madrugada? Esta posibilidad, también planteada en los últimos días, es bastante poco probable; primero porque se entendería como "un desaire muy grande" a la Iglesia después de incumplirse la resolución del delegado episcopal; y segundo porque si el Perdón no sale a la calle, "es de esperar que el director espiritual esté a las tres de la Madrugada acompañando a Medinaceli, por lo que no podrían abrirse las puertas de Santa Cruz", comentan las fuentes consultadas.

Todas estas opciones, a priori, son las que giran en torno a una salida procesional que a falta de 19 días para el Domingo de Ramos (23 para la Madrugada) aún está en el aire.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios