Cádiz

"Lo de la Madre Patria es en parte un invento y en parte una realidad"

  • El destacado líder afirma que ahora son mejores las relaciones entre España y Latinoamérica y apuesta por olvidar cuanto antes incidentes como el de Hugo Chávez y el Rey en la pasada Cumbre

Cuauhtémoc Cárdenas optó tres veces a la presidencia de México. Su fuerza no bastó para enfrentarse a la inmensa maquinaria del poder. Una clara victoria le fue arrebatada por un claro fraude. Fue la primera figura que se opuso al todopoderoso Partido Revolucionario Institucional, que abandonó para formar el Partido de la Revolución Democrática. Este político progresista, clave en la historia de su país, que sí logró ser alcalde de México, el primero elegido democráticamente, ha visitado Cádiz días atrás para participar en el primero de los Diálogos de la Libertad. Ahora, cree que otros deben presentar la batalla directa en su país.

-¿Podemos decir que está retirado de la política?

-Retirado, no. Estoy activo, estoy participando en aquellas cuestiones que creo que debo hacerlo, dando seguimiento desde luego a los acontecimientos políticos del país, a ciertos temas como la política energética, al problema de los emigrantes mexicanos en los Estados Unidos (una sangría de medio millón de personas cada año que van a buscar trabajo y de hecho se quedan a residir allí), y opinando, opinando cuando creo que debo hacerlo. Por ejemplo, tenemos problemas sociales fuertes, una pobreza que afecta a las dos terceras partes de la población... Hace falta un cambio.

-¿Ve usted mejores condiciones democráticas en Latinoamérica?

-Yo creo que sí, que hay regímenes y condiciones mucho más propicias para que avance la democracia y generar condiciones de menos desigualdad, donde hay ahora gobiernos comprometidos con sus propios pueblos, Brasil, Argentina, Ecuador, etc. Me parece que hay avances importantes. Vamos a ver a dónde llegan, pero sin duda se han mejorado las condiciones sociales en esos países. Acaba de crearse el Banco del Sur, la Comunidad de Naciones Sudamericanas. Desgraciadamente, México no está participando en estos procesos.

-¿Y son mejores las relaciones con España ahora?

-Bueno, sin duda son mejores ahora, a raíz también de que España ha entrado en un sistema democrático. Y me parece que España y México pueden jugar un papel muy importante en la relación de América Latina y Europa.

-Incidentes, por llamarle así, como el que ocurrió en la última cumbre de Santiago entre Hugo Chávez y la delegación española ¿Son un intento de pasar cuentas a la antigua potencia colonial?

-Yo creo que son simplemente incidentes que se dan en todas las relaciones de carácter político internacional. Posiblemente haya algún rasgo de protagonismo y soberbia en este incidente. Pero creo que, inteligentemente, ambas partes tendrían que dejarlo pasar y ver hacia adelante.

-¿Es verdad eso de que España es la Madre Patria, o es un cuento que nos contaron de chicos?

-Pues yo creo que es en parte un invento y en parte una realidad. Finalmente, América Latina es un encuentro de culturas, y entre otras con la española. Hay un idioma común, una historia de varios siglos común también. Y me parece que hay una relación mucho más cercana con España, en México es evidente, que con cualquier otro país extranjero.

-¿La expresión 'Rey de España' ya no suena a monarca colonial?

-No, al menos no en México. Yo diría que cada país tiene el régimen que quiere darse. Este es un régimen democrático, tenemos una relación cordial de colaboración en muy distintos aspectos. Para nosotros la presencia española es algo cotidiano que es parte de la vida misma del país.

-¿Sirven para algo las cumbres iberoamericanas?

-A mí me parece que sirven. Sirven porque se generan políticas comunes, se discuten problemas que puedan tener incidencia en distintos países, trátese de cuestiones económicas o culturales. Hay una raíz cultural común por más que haya grandes diversidades y que todos nuestros países son finalmente multiculturales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios