Lori Meyers

"Siempre te preguntas si el público seguirá ahí"

Lori Meyers"Siempre te preguntas si el público seguirá ahí" Lori Meyers"Siempre te preguntas si el público seguirá ahí"

Lori Meyers"Siempre te preguntas si el público seguirá ahí" / álex cámara

A finales de 2016, Lori Meyers presentaban Evolución: el primer corte de un trabajo, En la espiral, con el que la formación rompía cuatro años de silencio. Los granadinos llegan el sábado al No sin música tras un parón de una semana entre conciertos. El próximo encuentro con el público gaditano -cuenta Alejandro Méndez, el guitarrista de la banda- lo conciben no sólo como una ocasión para presentar su último trabajo sino también "como una oportunidad de contactar tanto con gente que nos sigue como con aquellos que se hayan perdido la trayectoria. Habrá tanto temas recientes como de recorrido", explica.

-'En la espiral' vemos que se gira en torno a dos ejes: por un lado, el de la inercia, el desapego, las rutinas; por otro, hay una fuerza que llama a la evolución, al reinicio, al progreso.

-Era inevitable que este trabajo terminara reflejando la crisis, o las muchas crisis, que estamos viviendo como colectivo, como sociedad. Creemos que hay valores humanos que se han ido perdiendo. En la espiral intentamos plasmar ese movimiento incesante, que tanto da la sensación que puede ir para arriba como hacia abajo, que no sabes muy bien en qué sentido rotará, está rotando. En cualquier caso, aunque pensamos que la evolución de todo, en general, es lenta, digamos que a partir de la mitad del disco hacia el final vamos girando hacia el optimismo.

-Musicalmente, presenta un tono desenfado pero sus letras están llenas de crítica y llamamiento al compromiso, como en 'Organizaciones peligrosas'.

-Hemos llegado a un momento en el que la organización más peligrosa puede ser uno mismo. Es un llamamiento ante la conformidad. Creemos que estamos en un punto de evolución y que el compromiso con lo que contábamos era inevitable. Nunca lo hacemos, pero desde luego sabíamos que En la espiral no íbamos a meter letras de relleno.

-La conformidad, la inacción, el narcisismo... todos se apuntan como males de nuestro tiempo, como en 'Zona de confort'.

-Pero intentamos jugar un poco con los términos, y no siempre es todo absoluto. Por ejemplo, Siempre sale el sol, que todos nos dicen que es un himno optimista, realmente tiene una nota oscura, porque lo que pretendemos decir es que el sol va a salir a pesar de nosotros y de lo que hagamos.

-Estos trece temas tienen una base indie pero difícilmente se podrían definir como tales, con esos teclados envolventes, con un pie en lo progresivo.

-También hemos querido salir de nuestra zona de confort, nunca mejor dicho, que era la guitarra. Comenzamos a darle protagonismo a los teclados en Cuando el destino nos alcance, y hemos seguido por esa línea, con la idea clara de ir un paso más allá desde el principio de la producción. Luego, a mitad del proceso, es verdad que nos estancamos, que no dábamos con la tecla, pero después nos hemos encontrado a gusto.

-'En la espiral' ha supuesto una vuelta tras cuatro años desde vuestro último trabajo. ¿Cómo ha sido el parto tras este tiempo? ¿Había temor por la posible desconexión del público?

-Un poco de todo. Siempre te preguntas, ¿estarán ahí? Porque tú has estado haciendo cosas, girando, de promoción, componiendo... y, para el resto del mundo, fuera de esa burbuja, el tiempo pasa. Aunque sí es verdad que tanto en los conciertos como en las redes veíamos que el público nos seguía respondiendo bien, nos daba un motivo para creer.

-Lleváis casi veinte años rodando bajo la insignia de Lori Meyers. ¿Qué dirías que os habéis arreglado para conservar y que habéis dejado atrás en este tiempo?

-Pues yo diría que queda intacta la ilusión a la hora de hacer discos, de disfrutar como grupo. Y los tres quedamos de la formación original -Alejandro, Antonio (Noni) y Miguel López- mantenemos el respeto ante los criterios y creo que nos hemos ido conjugando muy bien. Lo que dejas atrás, inevitablemente, es la ingenuidad. También te vas haciendo más fuerte y aprendes a reaccionar y a gestionar las cosas.

-Tenéis toda vuestra discografía en vinilo. ¿Qué os parece que grandes como Sony hayan vuelto a editar en este formato?

-Nosotros siempre vamos a defender la idea de mantener un formato físico. El vinilo tiene ese toque nostálgico, de corriente retro tan de moda, pero también está relacionado con cierta forma de ver la música, y un sonido con más textura. Luego, yo destacaría la parte artística que te ofrece contar con una portada grande. Hay mucha gente que aprecia este tipo de cosas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios