Indemnización de 62.000 euros por el fallecimiento de un paciente

  • El SAS admite mala praxis en la asistencia a un hombre con problemas urinarios

El Servicio Andaluz de Salud (SAS), tras un informe favorable del Departamento de Aseguramiento y Riesgo, ha indemnizado con 62.014,19 euros a la familia del paciente F.P.C., de 85 años de edad, que falleció tras ser atendido en el centro de salud Puerta Tierra por problemas urinarios. Esto ya que la resolución emitida por el propio SAS especifica que la asistencia médica prestada al paciente fue "manifiestamente mejorable" y que, de haberse impartido "el correcto tratamiento médico", la evolución del enfermo "hubiera sido sin duda más positiva y habría podido salvar la vida".

Según informó ayer el Defensor del Paciente, el SAS asume así su responsabilidad en el fallecimiento de este hombre que sufría una incontinencia urinaria y una hiperplasia prostática benigna.

Por este motivo acudió por primera vez a su médico de cabecera el 9 de mayo de 2005, cuando se le inició un tratamiento para la hinchazón de las piernas. Al no presentar mejoría más tarde inició tratamiento antihipertensivo. Sin embargo este tampoco funcionó y el paciente tuvo que ser atendido de urgencia en el Hospital Puerta del Mar. A raíz de ello su médico decidió solicitar un análisis de sangre y orina que arrojaron unos elevados valores de urea y creatinina. Tras estos análisis se le derivó al especialista de Nefrología. Cuando acudió a consulta ya presentaba un bloqueo de flujo de orina en ambos riñones. Aunque fue trasladado al hospital, sufrió una insuficiencia renal aguda dando como resultado la muerte el día 7 de junio de 2005.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios