"Dios no es sólo de los buenos y eso la Iglesia no debe olvidarlo"

Comentarios 0

"El libro no es sólo para creyentes, porque Jesús no es sólo propiedad de los cristianos, es lo mejor que ha dado la humanidad, como dijo en una ocasión un agnóstico, y sería empobrecedor que se olvidaran sus valores universales", afirmó el teólogo José Antonio Pagola sobre su obra Jesús. Aproximación histórica, que presentó anoche en el colegio marianista San Felipe Neri.

Pagola insistió en los valores universales de Jesús, destacando "su compasión ante el dolor humano, más que en el pecado, es su primera mirada".

Tras resaltar su confianza en el Padre, "el Dios bueno, misterio último de la vida", aludió a la crisis que atraviesan las grandes religiones, incluida la cristiana, y apuntó que "la sociedad tendrá que acudir a los grandes modelos de vida humana, que son Jesús, Buda y Sócrates".

Preguntado sobre su afirmación de que el reino de Dios está abierto a todos precisó que "Dios quiere que la vida sea más humana, más digna, más dichosa y la abre a todos, no excluye a nadie, por eso Dios no es sólo de los buenos, es también de los malos, su amor está abierto a todos y la Iglesia no debe olvidarlo para ser fiel a Jesús y, sobre todo, a los más desdichados, a los más excluidos".

En Cádiz, una capital andaluza, y en un centro de la Compañía de María, era obligada la cita a la Virgen. "María es la creyente, a la que su prima Isabel dijo 'dichosa tú, que has creído', y a la que se refirió también aquella mujer del pueblo cuando, dirigiéndose a Jesús, exclamó 'dichosos los pechos que te amamantaron', una frase que suena a andaluza, a la que el le respondió 'dichosos los que escuchan la palabra de Dios y la cumplen", afirmó, para añadir que "esa la grandeza de María".

A José Antonio Pagola, que fue vicario general de la diócesis de San Sebastián, era obligado preguntarle por la lacra del terrorismo en el País Vasco.

El teólogo resaltó que "ETA es un problema del siglo pasado, un tema superado en la Europa actual y por los jóvenes vascos, muchos de ellos perfeccionándose fuera de Euskadi y que no están mirando al pasado. ETA es un problema anacrónico y cada vez estamos más cerca del final, porque la situación es insostenible y no conduce a ninguna parte".

Pagola dijo que "no sé el camino, pero miro con esperanza y veo la paz cercana, lo que quieren todos los partidos políticos".

El obispo Antonio Ceballos acudió al acto en el que Pagola llenó San Felipe, junto a Juan Martín Baro, José Chamizo y Pedro Barrado. El donostiarra citó otra visita, a finales de los 60, cuando ofreció un curso en el Seminario y conoció la ciudad con el sacerdote Sebastián Llanes.

más noticias de CÁDIZ Ir a la sección Cádiz »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios