Detenido con material para 'clonar' tarjetas de crédito durante el Carnaval

  • La policía canaria dio aviso de su llegada a Cádiz · De nacionalidad rumana, llevaba actuando en las islas desde el pasado mes de noviembre · Pensaba utilizar la afluencia de visitantes durante la fiesta

Comentarios 4

Tras recibir aviso por parte de la policía canaria, agentes de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) de la Comisaría de Cádiz detuvieron el pasado sábado a su llegada al puerto de la ciudad a un individuo que llegaba dispuesto a aprovechar la afluencia de visitantes a la capital durante las fiestas carnavalescas. Le intervinieron un vehículo, un pasaporte falso y todo el material necesario para realizar copias de tarjetas de crédito, según informaron a este periódico fuentes internas de la Policía Nacional.

De nacionalidad rumana y 30 años de edad, llevaba actuando en las islas Canarias desde el pasado mes de noviembre, en la última semana en el carnaval de Tenerife. La Jefatura canaria había recibido hasta el momento un total de 43 denuncias de ciudadanos que habían detectado que alguien estaba sacando dinero de sus cuentas bancarias, habitualmente de Caja Canarias. Se estima sin embargo que los casos habrán sido más pues es posible que habiendo sustraído pequeñas cantidades algunos de los afectados aún no se hayan dado cuenta.

El Cuerpo Nacional de Policía llevaba tiempo investigando varios de estos robos y consiguió identificar a uno de los presuntos autores. Cuando detectaron que esta persona tomaba el buque Fortuny con destino a Cádiz dieron aviso a las autoridades policiales de la zona. Una vez detenido, mañana pasará a disposición judicial. Se le imputan delitos por robo, falsificación de moneda (ya que se considera como tal la duplicación de tarjetas) y asociación ilícita, por pertenencia a banda.

Como explicaron fuentes internas de la policía a Diario de Cádiz la 'clonación' de tarjetas es una maniobra relativamente fácil si se cuenta con los aparatos tecnológicos necesarios. En concreto, en la ranura donde se introduce la tarjeta, el detenido colocaba otra superpuesta que sirve para realizar la copia de la banda magnética. Para conseguir el número clave del pin, utilizaba la cámara de un móvil colocado en el cajero y perfectamente camuflado. Con estas dos cosas ya es completamente factible hacer una nueva tarjeta, denominada tarjeta blanca, y utilizarla en cajeros y tiendas haciendo uso del dinero de la cuenta de la víctima. Para evitar este tipo de delitos la policía recomienda tapar siempre el teclado cuando se teclea el número de acceso al cajero y dar aviso a través del 091 en cuanto se detecte alguna irregularidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios