Cultura autoriza a La Cena a realizar el nuevo altar

  • Tras recibir el permiso, la cofradía trabaja ya para que la obra de Miguel Santana sea bendecida el día 15 de octubre

La hermandad de la Sagrada Cena ya ha recibido la autorización de la delegación provincial de Cultura para la realización del nuevo altar en el que estarán expuestos al culto sus titulares. Después de meses de trámites, la cofradía recibió el pasado viernes el documento por el que se le permite realizar el nuevo altar, que irá situado al final de la nave anexa al patio claustral, donde tiempo atrás existió una gruta con la Virgen de Lourdes.

Esta demora y la necesidad de una autorización oficial de la Junta de Andalucía se debe a la catalogación de Santo Domingo como Bien de Interés Cultural, lo que impide realizar cualquier actuación en su interior, exterior o entorno sin la aprobación previa de Cultura.

Una vez recibida la aprobación, la hermandad trabaja en la realización de la estructura de hierro que soportará el altar (que están confeccionando un grupo de hermanos) y en la fase de carpintería, que también se llevará a cabo en Cádiz. Posteriormente, será el tallista y dorador sevillano Miguel Santana quien ejecute la obra, que Juan Antonio Verdía ha diseñado en madera dorada y policromada, en el que irán situados el Señor de la Sagrada Cena (en el centro), María Santísima Reina de Todos los Santos y San Juan. Todo ello estará concluido el próximo 15 de octubre, día previsto para la bendición del altar.

El coste previsto para este proyecto alcanza los 18.000 euros, para lo cual la hermandad ha iniciado contactos con la Fundación de Maderas Polanco para solicitar colaboración y con el Ayuntamiento de Cádiz, con quien está a la espera de reunirse con la alcaldesa para firmar un posible convenio de ayuda.

El cambio de altar del titular de La Cena a un emplazamiento ahora sin imágenes en Santo Domingo llevará consigo una posible redistribución de las imágenes en el interior del templo, que aún no ha sido definida.

donaciones

Con motivo de la próxima bendición de la Dolorosa, la cofradía sigue avanzando en la adquisición de los distintos enseres y ajuar que necesitará la imagen para su puesta al culto. En este sentido, la Sagrada Cena ha recibido la confirmación de la hermandad de la Virgen de los Santos de Alcalá de los Gazules de la donación de una diadema para el culto de la Virgen, cuyo boceto y orfebre será elegido por la propia corporación gaditana.

Asimismo, se trabaja en la confección de distintos trajes para la dolorosa y se han recibido ya en la hermandad las donaciones de dos reliquias (de Santa Rosa de Lima y de San Juan Berchams), de distintos rosarios y pañuelos y de una mantilla de principios del siglo pasado para el acto de bendición.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios