El Cate

Coches en doble fila, a la entrada de un colegio. Coches en doble fila, a la entrada de un colegio.

Coches en doble fila, a la entrada de un colegio. / D. C.

La hora de entrada de muchos colegios de la capital gaditana supone la ley del salvaje oeste para muchos padres y madres que acuden a los centros escolares con sus vehículos y no dudan en dejarlos en pasos de peatones, encima de las aceras, en doble fila, en las paradas de autobuses o donde sea necesario.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios