Comercio

Black Friday ya arrasa en Cádiz

  • El viernes negro hará furor en los escaparates de gran parte del comercio gaditano, que lo mantendrán hasta el sábado con ofertas del 20 al 50 por ciento

Comentarios 3

Black Friday, el ya famoso viernes negro más comercial de todo el año, se ha instaurado en el adn del comercio mundial y también del gaditano, que no podía ser menos. El cartel negro podrá verse en la gran mayoría de los establecimientos de las principales arterias de la ciudad, que lo celebrarán fundamentalmente este viernes y sábado, 24 y 25 de noviembre. Todos, incluso algunos de los negocios más señeros, tienen claro que deben estar, aunque no terminen de visualizar los beneficios por el paro de las ventas que sufren los días previos, ni puedan acogerse a la esencia original de una fecha marcada en el calendario americano por ser el día después de Acción de Gracias, justo cuando arranca allí su campaña navideña. Pero no hay vuelta atrás, la americanada de turno se ha colado en la red de redes y ya arrasa en los escaparates de Cádiz. ¿El fin?, “complacer al cliente”, que podrá aprovecharse de muchas ventajas.

Con estas palabras nos lo cuenta uno de los comerciantes más experimentados del centro, Juan Lluch, de Confecciones Lluch, sito en la calle Ancha. “Hay que subirse al carro, independientemente de lo que vendas, pero si no pones el cartelito, ese día no entra nadie”. Juan, que lleva décadas en el negocio, ha sido siempre lanzado en su sector desde joven, dice. “Hay que renovarse para sobrevivir. Si llegan cruceristas, pues ese día se cierra más tarde y no pasa nada y si llega Black Friday pues habrá que estar y lanzar ofertas”.

Ofertas que van del 20 al 50 por ciento en una selección de artículos y hasta en toda la tienda -en algunos comercios-, pues cada uno manda en su negocio, y las grandes marcas en el de todos, claro. De hecho, algunas de las grandes firmas fijan unos descuentos a los que deben adaptarse quiénes las trabajen.

De todo lo que encontrará el cliente en las calles gaditanas nos habla la gerente de Centro Comercial Abierto de Cádiz, Beatriz Gandullo, quien aclara que de los 84 establecimientos de la asociación, se apuntan al carro de este viernes negro unos 70. “Y hay de todo, desde restaurantes o bares, tiendas de electrónica, textil, complementos...”. Un buen número de comercios que por primera vez lo celebran durante dos días “como gran novedad, para que la gente también venga el sábado a pasear por Cádiz”. Porque gente viene cada vez más este día, eso es otra realidad. Así que Beatriz prefiere ver la cara positiva de la campaña para “no ir a contracorriente”, y “porque puede suponer un impulso a nuestras ventas adelantándose incluso la campaña de Navidad”. Esperan “que el cliente agradezca el esfuerzo” de estos pequeños comercios que lo tienen siempre más difícil frente a las grandes superficies, cadenas y las gigantes plataformas digitales.

Más reticente pero igualmente convencido de que hay que colgar el famoso cartel negro del viernes negro se muestra Javier Martínez de Regente Relojería -calle Columela-. “Llevamos tres años, el primero no causó efecto, el segundo ya sí”. ¿Pero qué es causar efecto?, pues lo cierto es que, y en esto coinciden todos los vendedores, “que esos días entra mucha más gente a la tienda, vendemos más, pero a costa de que las ventas frenen la semana anterior. Todos esperan por si el artículo que buscan está entre los seleccionados para la oferta”, afirma. “Así que habría que pararse a echar cuentas, pero no he tenido tiempo”.

Participa en la campaña casi un centenar de comercios del centro de la ciudad

Este dato lo corrobora Pilar, de Cuchara de Palo, un coqueto negocio de decoración ubicado en la calle Valverde, desde donde afirma que “ya se nota el parón en las ventas estos días”, pero “estaremos ahí para ofrecer rebajas de hasta el 50 por ciento en algunos artículos, dentro de la campaña de Centro Comercial Abierto”. Otro negocio señero como Isi estará también con rebajas del 20 al 50 por ciento de descuento en prendas seleccionadas.

Otros pequeños negocios como Iemanja, de complementos, que acaba de abrir en la calle San Francisco, pondrá toda la tienda al 20 por ciento sólo el día 24, mientras que Miguel Sepúlveda Joyeros ya ha lanzado la oferta de toda la plata al 50 por ciento, de cara a la campaña navideña, más que al Black Friday, pero también estará listo ese día. Bárbara, de Neverland for Kids, una bonita tienda de ropa infantil de la calle José del Toro, también se lanza a poner toda la tienda al 20 por ciento, “porque quiero aprovechar la oportunidad y que conozcan mi tienda. Ya no es tanto ganar como que salga la mercancía, y salvar la campaña atípica de otoño-invierno, pues el frío acaba de entrar”, por lo que podrían dar salida al stock acumulado, explica.

Ella también pertenece al Centro Comercial Abierto y al Consulado de Comerciantes de Cádiz de la calle José del Toro, que hace su propio “Barfaidi”, como explica Javier Benítez, de la curiosa tienda de souvenirs gaditanos Usted está aquí. “Hace un par de años vino una señora y desde la puerta me dijo si yo hacía el 'barfaidi ese', con las cosas más baratas. Al principio no lo entendí, pero luego ya vi el potencial de esta campaña que nos pasa por encima sin ni siquiera entenderla”. Así que estará a título personal con descuentos también en su web (www.ustedestaaqui.com) y en el marco de del Consulado.

No lo ven muy claro desde Kasan Dinos, “pues no nos compensa teniendo en cuenta la competencia de las grandes empresas, tendríamos que subir el precio antes, como hacen otros, y no nos da tiempo”, dice Flor. Tampoco le ve la gracia al tema Manuel Gutiérrez de La Mercería, en la calle San Francisco, que se muestra muy contrario al evento comercial. “Nunca lo he hecho porque no creo que tenga repercusión en el sector. Lo veo más bien un tema de internet, la venta se está desplazando a internet, que es lo que está ocurriendo al comercio tradicional. Es una guerra comercial”.

Una guerra de precios con la que el cliente ya adquiere algunos de los regalos navideños y algún que otro capricho, por qué no. Lo que más se vende o los más esperados son los productos tecnológicos como telefonía, informática y videoconsola, así como juguetes y textil, “en donde funciona muy bien”, explica Beatriz Gandullo.

El comercio gaditano intentará así competir estos días en el maremágnum de promociones al que se lanzan las grandes firmas, superficies y cadenas. Algunas incluso alargarán la campaña hasta el lunes 27 de noviembre, fecha en la que se celebra el Cyber Monday, el otro gran evento de rebajas para comprar sólo por Internet. Lo hicieron El Corte Inglés, Amazon, Media Markt o la Fnac. Según dice un estudio de Privalia, cada español gastará entre 50 y 150 euros. Mientras que Worten habla de 222 euros. Así que preparen los bolsillos, que llega Black Friday.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios