El Ayuntamiento contempla incentivos para promover el empadronamiento

  • El Consistorio estudia crear una especie de 'tarjeta del gaditano' que favorecerá los descuentos en transportes, aparcamientos, comercios o teatros y con la que espera un repunte de la población

Comentarios 24

El Ayuntamiento de Cádiz se ha propuesto acabar con la sangría de habitantes que ha convertido a la ciudad en la capital de provincia que más población ha perdido del país en la última década. Para ello se ha creado una comisión, presidida por José Blas Fernández y en la que están representadas todas las Delegaciones, con el objetivo de crear una especie de Carnet de Gaditano que acredite que el titular está empadronado en la ciudad y que le otorgue diversos descuentos en los transportes públicos, aparcamientos, comercios, museos, teatros o alquiler de pistas deportivas, por poner algunos ejemplos.

José Blas Fernández reconocía ayer a este medio que no es normal que "el bonobús, que es más barato que el billete ordinario precisamente para fidelizar al usuario gaditano, cueste lo mismo para alguien que está empadronado en Cádiz que para un veraneante". El primer teniente de Alcaldesa ponía otro ejemplo. "Hemos detectado que el Complejo Ciudad de Cádiz tiene más usuarios de vecinos del Río San Pedro que de la propia capital, algo que no es normal".

El Ayuntamiento de Cádiz ha intentado paliar este déficit en el censo con una campaña en la que participaron 15 agentes censables que se han encontrado con muchos problemas a la hora de llevar a cabo su labor.

Fernández explica varias de las causas que han motivado este descenso de habitantes en los últimos años. "Además de la sabida falta de terreno, nos encontramos con que hay gente de fuera que vive en la ciudad pero que se niega a identificarse. Hemos detectado más de 3.000 de estos casos. Hemos intentado casar el padrón con el IBI, pero hay gente que ya digo que se niega directamente a dar su nombre". "Además -continúa- la Junta de Andalucía, que está obligada a disponer de un depósito de contratos de alquileres, se ha negado a darnos ese listado acogiéndose a la Ley de Protección de Datos, algo que ya hemos denunciado al Defensor del Pueblo". Por último relata que existen personas agraciadas con una VPO pero que las han vendido realizando un contrato privado. "Por tanto, los nuevos inquilinos de esas viviendas no quieren darse a conocer".

Para José Blas Fernández, otro de los factores que influye negativamente en el padrón municipal es que existen muchos gaditanos que tienen declarada como primera vivienda "un chalet en Roche, por poner un ejemplo, para beneficiarse de la desgravación fiscal".

Según los cálculos que maneja el Ayuntamiento, la población de Cádiz podría ser de unos 16.000 habitantes más que los que computa el INE a 1 de enero de 2009, y que la cifra en 126.766.

José Blas recuerda que los estudiantes que lleven más de seis meses en la ciudad están "obligados a censarse", así como ocurre con los funcionarios del Estado.

El número de habitantes no tendría una relevancia tan mayúscula si no fuera porque las transferencias del Estado se miden por el censo y la pérdida de población deja al municipio en una situación cada vez más complicada.

El equipo de Gobierno espera que con los incentivos que en breve pondrá en marcha se consiga un repunte y que en los próximos censos comience a notarse un aumento de la población.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios