Política

Atasco en la participación

  • El Reglamento de Participación Ciudadana continúa paralizado

  • La oposición ha pedido al equipo de Gobierno que se debata su aprobación en el próximo pleno

Atasco en la participación Atasco en la participación

Atasco en la participación / Imagen de la reunión que mantuvo el equipo de Gobierno con las AAVV de la ciudad en su primer año de mandato.

No hay manera. A pesar de haberse aprobado en el pleno municipal el pasado mes de diciembre una propuesta de Reglamento de Participación Ciudadana, Cádiz sigue sin renovar esta normativa, que se encuentra obsoleta.

Las asociaciones de vecinos llevan años pidiendo un nuevo reglamento. De hecho, las que forman parte de la federación 5 de Abril entregaron en noviembre de 2010 en el Ayuntamiento una propuesta que nunca llegó a tenerse en cuenta. Cuando la coalición Podemos-Ganar Cádiz en Común llegó a San Juan de Dios, parecía que se iba a retomar este asunto, ya que el equipo de Gobierno manifestó que una de sus prioridades era elaborar un nuevo Reglamento de Participación Ciudadana. Pero no fue así. Entonces, las entidades vecinales volvieron a tomar la iniciativa y entregaron el 11 de octubre de 2016 en el Ayuntamiento un nuevo borrador de reglamento, elaborado en esta ocasión con el consenso de todas las asociaciones de vecinos de la ciudad.

Este borrador fue debatido por todos los partidos de la oposición (porque los del equipo de Gobierno se negaron a hacerlo, ya que cuestionaban tanto el contenido del documento como el método seguido para su elaboración). Fruto de ese trabajo, se redactó un texto consensuado que se llevó al pleno y fue aprobado con el voto de toda la oposición.

El documento estuvo expuesto públicamente durante un mes para que cualquier ciudadano pudiera hacer aportaciones y, en ese tiempo, se presentó en el Registro Municipal un nuevo Reglamento de Participación Ciudadana, como alternativa al que se aprobó. Este texto, más afín a las tesis del equipo de Gobierno, fue elaborado por un grupo de colectivos y ciudadanos a título personal, aglutinados en el llamado Foro de Participación.

Solo quedaba llevar al pleno las alegaciones presentadas -en este caso, el nuevo reglamento- para debatirlas y aprobar un texto definitivo que constituiría el nuevo Reglamento de Participación Ciudadana de Cádiz. Pero este paso se está demorando más de lo esperado, sin dar el Ayuntamiento ninguna explicación al respecto. Hasta tal punto, que la federación 5 de Abril ha recurrido al Defensor del Pueblo Andaluz por este silencio.

Ante la negativa del equipo de Gobierno de tramitar la aprobación de esta normativa, el pasado mes de julio, los tres partidos de la oposición llevaron al pleno una propuesta conjunta para que se dé traslado urgente a los grupos municipales del informe de la Secretaría o Servicios Jurídicos sobre la resolución de alegaciones presentadas a la aprobación inicial del reglamento, que se lleve al pleno de manera urgente la aprobación definitiva del reglamento y que la Secretaría General determine las responsabilidades sobre el silencio en la resolución de las alegaciones presentadas a la aprobación inicial del mismo. Esta propuesta salió adelante con los votos de PP, PSOE y Ciudadanos, a pesar de que el equipo de Gobierno manifestó la necesidad de esperar a que saliera la Ley andaluza de Participación Ciudadana, porque el reglamento tendría que adaptarse a ella.

Este periódico ha preguntado a María Romay, concejal de Participación Ciudadana, si se debatirá en el próximo pleno este asunto, pero no ha contestado abiertamente a la cuestión. Sólo ha recordado que el pasado mes de julio, el Ayuntamiento de Cádiz fue seleccionado en el proyecto de la FAMP (Federación Andaluza de Municipios y Provincias) para favorecer procesos participativos en clave de buena gobernanza y ha asegurado que "por supuesto, nosotros no descansamos con respecto a la participación. De hecho, a finales de mes seremos anfitriones de unas jornadas de la FAMP que viene a volver a poner encima de la mesa lo que venimos defendiendo, y es que debemos empezar con el proceso de adecuación a la Ley andaluza de Participación Ciudadana". Así que, de momento, parece que el reglamento no se debatirá en el pleno.

En opinión de la federación de asociaciones de vecinos 5 de abril, "esperar a la Ley Andaluza de Participación Ciudadana -como ha planteado el equipo de Gobierno- para aprobar el Reglamento de Participación Ciudadana es absurdo, porque lleva años pendiente. No podemos estar a expensas de una ley que no se sabe cuándo se aprobará. Además, hay un tiempo para adaptar el Reglamento de Participación Ciudadana a la normativa", manifiesta Francisco Gómez, portavoz de la federación, quien considera que "mientras sale la ley andaluza, se puede aplicar el reglamento y luego se adapta lo que haya que adaptarse".

Gómez recuerda que la aprobación inminente del Reglamento de Participación Ciudadana era una de las prioridades del equipo de Gobierno. "¡Otro incumplimiento más!", sentencia. Ante esto, el presidente de 5 de Abril, Manuel Salomón, precisa que "la aprobación del Reglamento es una prioridad siempre y cuando sea su reglamento y no el que se ha aprobado en el pleno". Y llama la atención sobre el hecho de que ante las peticiones de la oposición de que se entregara el informe del secretario sobre las alegaciones presentadas por otros colectivos, el equipo de Gobierno haya entregado a la oposición un informe sobre el texto inicial aprobado en el pleno, pero no sobre lo interesado por la oposición". Eso, según Salomón, "es una muestra de la actitud obstruccionista que ha adoptado este equipo de Gobierno desde que se nos planteó eliminar todo nuestro trabajo para ser sustituido por un texto elaborado por ellos mismos".

Los partidos de la oposición ven claramente falta de voluntad política para aprobar el reglamento. "Después de tanto tiempo y de cómo han transcurrido las cosas, estoy convencido de que no quieren aprobarlo", afirma el concejal socialista José Pacheco, quien cree que "el equipo de Gobierno quería tumbar el reglamento presentado por las AVV" y por eso "ha manejado la situación, mimando al grupo de asociaciones de Cádiz que ha elaborado el otro documento, prestándole el IFEF para que se reuniera y la Casa de Iberoamérica para presentarlo, mientras que las AAVV hicieron todo ellas solas con el equipo de Gobierno en contra", sostiene. Según Pacheco, "María Romay sospecha que no le va a salir la jugada y por eso paraliza el proceso".

El concejal socialista critica que el equipo de Gobierno "va de democrático solo cuando le interesa" y que en este caso está teniendo "una actitud sectaria". "Creo que han sido muy torpes. Deberían haber sido más inteligentes e ir de la mano de las AAVV, dándoles su lugar y construyendo un nuevo modelo de participación ciudadana desde el consenso. Pero han tomado una actitud inmobilista y de confrontación que enrarece el ambiente". Lamenta que el equipo de Gobierno no reconozca el trabajo que han hecho las asociaciones de vecino y las esté "ninguneando".

José Pacheco recuerda que las AAVV jugaron un papel fundamental en la Transición, articulando la participación ciudadana en aquella época, y "en vez de aprovechar su experiencia, para ir caminando de la mano hacia una nueva fórmula de participación, han buscado la confrontación y han tirado por tierra el trabajo que han hecho. Esto no es una actitud democrática".

Explica que el informe jurídico del reglamento aprobado en el pleno recoge que habría que modificar varios artículos que se contradicen con la ley vigente, y el resto podrían ser contrarios a la futura Ley de Participación Ciudadana que sacará la Junta. "Una ley que no existe y que puede que se apruebe dentro de varios años, por lo que no pueden paralizar un reglamento en base a una futura ley que no se sabe cuando saldrá". Igual que el portavoz de 5 de Abril, destaca que esa ley contempla un plazo para adaptar el reglamento, por lo que "no es excusa para pararlo".

Recuerda también que existe un acuerdo plenario para que se debatan las alegaciones hechas al Reglamento de Participación Ciudadana aprobado en el pleno, por lo que "no solo se está demorando a propósito, sino que además se está incumpliendo la ley y se podría presentar una denuncia por este motivo, pero esperamos que no tengamos que llegar hasta ahí. Lo suyo es que recapaciten, se den cuenta de que se han metido en un atolladero y reconduzcan su actitud con las AAVV".

Por su parte, el portavoz del grupo municipal de Ciudadanos, Juan Manuel Pérez Dorao, señala que el equipo de Gobierno propició la presentación de las alegaciones al reglamento aprobado en el pleno, que son una enmienda a la totalidad, lo que "responde a una única circunstancia: el equipo de Gobierno no tiene sintonía con las AAVV y busca un interlocutor diferente y afín para el asunto de la participación ciudadana".

Pérez Dorao considera que "el reglamento inicialmente aprobado, con mínimas modificaciones, puede permitir la intervención en los procesos de participación de otras asociaciones u organizaciones de la sociedad civil distintas de las asociaciones de vecinos clásicas, y por tanto, la enmienda a la totalidad no está justificada. Creemos que si se llevara el asunto al pleno se resolvería sencillamente desestimándose la enmienda a la totalidad y aprobándose definitivamente el texto original. Es probable que esta sea la razón por la que el equipo de gobierno no lleva a pleno la aprobación definitiva".

Desde el PP, la concejal Mercedes Colombo manifiesta que "la negativa del alcalde y su equipo a dar aprobación definitiva a un reglamento que ha nacido de los vecinos de Cádiz es el más claro ejemplo del respeto que Podemos tiene a la participación". Afirma que durante los dos años que lleva este equipo de Gobierno, "han sido ya muchos los ejemplos en los que Podemos ha dejado claro una cosa: fomentarán la participación en los asuntos públicos de los ciudadanos siempre y cuando los que participen estén de acuerdo con ellos". Así, "cuando no han encontrado en las asociaciones vecinales el beneplácito al que están acostumbrados en sus círculos las han menospreciado, las han señalado públicamente y ahora las ningunean".

Pero lo más grave, según Colombo, es que están "incumpliendo acuerdos plenarios, que es el colmo del desprecio a la participación ciudadana, pues olvidan de manera intencionada que el pleno es el máximo órgano de representación de los gaditanos".

Este periódico se ha puesto en contacto con el Foro de Participación Ciudadana, que elaboró el reglamento alternativo al de las AAVV, pero no ha querido pronunciarse, ya que necesita consensuar antes una opinión al respecto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios