"Ángel es el tifus"

  • Valls ha trabajado siempre en los departamentos de Química, de donde proceden los tres últimos rectores

Comentarios 1

"Ángel es el tifus". Ángel del Valls, uno de los investigadores de confianza de la UCA durante años, capaz de conseguir fondos que nadie conseguía, se ha convertido en un apestado en la Universidad. Para la UCA, el golpe que asesta el caso Valls a su imagen en un momento dulce de colaboración con la ciudad, con algunos de los datos estadísticos mejores en años en presentación de tesis y en resultados de investigación, es toda una traición.

Valls no es ningún desconocido para el equipo rector de la UCA. Formaba parte del núcleo duro que ha gobernado la Universidad en sus dos últimas décadas. Ha trabajado codo con codo con los tres últimos rectores, Martínez Massanet, Diego Sales y Eduardo González Mazo. Como ellos, pertenece a los departamentos de Química. En el caso del actual rector, Valls llegó a trabajar en las mismas áreas que el rector, que tenían que ver con la contaminación del estuario del Guadalquivir. En los círculos universitarios se explica esta confianza para situarle como coordinador de uno de los fondos estrella de la UCA, el relacionado con el medio marino. La misión de Valls consistía, entre otras cosas, en realizar investigaciones atractivas que atrajeran fondos europeos. Y él, que era gran viajero, conseguía hacer esa tarea como nadie. Su grupo de investigación consiguió 23 contratos y recabó cerca de 1.300.000 euros de financiación externa. Muy pocos pueden decir lo mismo en la UCA.

Oficialmente, la Universidad no quiere hacer más sangre del asunto y sólo quiere que la Justicia siga su curso. Algunas fuentes hablan de que descubrir algo de lo que ya había sospechas hace tiempo (por eso se pone en marcha la auditoría) fue especialmente doloroso para el equipo rector y que esa decepción se ha transformado en "inquina", que se han cebado con Valls incluso más de lo necesario si se compara con el tratamiento que ha tenido el único investigado por malversación en el caso de las tarjetas. "Lo de Ángel es mucho más gordo que el del Foster Hollywood, pero al del Foster no se le ha señalado como a Ángel", afirman en la UCA en relación al caso del vicerrector de Investigación en tiempos de Diego Sales, Francisco Antonio Macías, que es el único caso vivo en la Fiscalía por el uso de las tarjetas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios