El fiscal pide cinco años para Rivas por sustracción de menores

  • El Ministerio Público también plantea la retirada de la patria potestad por seis años

Juana Rivas sale de los juzgados de Granada el pasado mes de agosto. Juana Rivas sale de los juzgados de Granada el pasado mes de agosto.

Juana Rivas sale de los juzgados de Granada el pasado mes de agosto. / álex cámara

La Fiscalía de Granada ha solicitado provisionalmente cinco años de prisión para Juana Rivas por dos delitos de sustracción de menores y la inhabilitación para ejercer el derecho de patria potestad de sus dos hijos por un plazo de seis años. Si resulta condenada en estos términos, la situación de Rivas sufriría un duro golpe de cara la pugna judicial por la guarda y custodia que mantiene en los tribunales italianos con su ex pareja y padre de los menores, Francesco Arcuri. A efectos prácticos, la patria potestad es la capacidad de decidir sobre ellos y representar sus intereses, lo que conlleva más trascendencia que el cuidado o asistencia diaria de la guarda y custodia. Normalmente, a excepción de malos tratos o delitos similares, la patria potestad suele ser compartida entre los cónyuges.

El escrito de la Fiscalía señala que la acusada, "consciente" de las resoluciones judiciales y "con ilícito ánimo de incumplirlas", permaneció oculta con sus hijos en un lugar indeterminado sin facilitar su paradero y "a sabiendas de la obligación que pesaba sobre ella de restituirlos". La acusación pública señala, asimismo, que la intención de Rivas fue ocultarse en Granada con sus hijos y "cercenar" cualquier tipo de contacto con el padre y "emplear vías ajenas" al procedimiento legalmente establecido para modificar el lugar de residencia de los menores, "sin causa alguna que lo justificara".

Rivas afronta la situación "con fuerza y ánimo de luchar hasta el final", según manifestó a Efe Juan de Dios Ramírez, letrado del despacho que la representa, para quien pedirán su libre absolución. La defensa de Rivas consideró el escrito de la Fiscalía,"muy duro para una situación tan injusta como la que ha vivido", en alusión a la "violencia" de la que la mujer natural de Maracena (Granada) dice haber sido víctima.

Precisamente, el abogado de Arcuri, Enrique Fabián Zamorano, señaló su conformidad en líneas generales con el escrito de la Fiscalía, pero avanzó que solicitará una mayor inhabilitación para ejercer el derecho de patria potestad "porque los grandes damnificados han sido los menores por la actitud de la madre". Zamorano recordó que los niños estuvieron un mes en paradero desconocido porque Rivas desacató una orden judicial que la obligaba a entregarlos a su padre, por lo que añadirán en su escrito un delito de desobediencia a la autoridad judicial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios