"Con el 'New Flame' tomamos la decisión jurídicamente necesaria"

  • El canciller español admite que Gibraltar se ha visto desbordado en el rescate del buque y que en un clima de diálogo había que darles la confianza de que lo resolverían

Comentarios 5

-Acaba una legislatura en la que ha aplicado una nueva política sobre Gibraltar. ¿Qué balance hace?

-Hago un balance positivo. A los españoles lo que les debe preocupar es la defensa de la soberanía sobre Gibraltar y a ellos les diría que no se ha hecho ninguna concesión. Todo lo contrario, se ha mantenido el principio de la reclamación de la soberanía de una manera incuestionable. Está en los Acuerdos de Córdoba reflejada en todos los textos. No se ha planteado ni siquiera la cosoberanía. Y además se ha logrado que a los ciudadanos que viven más próximos a Gibraltar se les resuelvan las dificultades que crea esta situación anacrónica. Se ha resuelto la cuestión de las pensiones, se ofrecen vuelos desde Gibraltar y existe el compromiso de construir un nuevo aeropuerto, se ha facilitado y flexibilizado el paso, se han mejorado las telecomunicaciones y además tenemos garantizada la presencia del Instituto Cervantes en Gibraltar. Todo esto ha permitido crear una mejor atmósfera con el Reino Unido y Gibraltar para abordar en su momento el contencioso de la Roca. Cuando llegamos al Gobierno había un estancamiento de dos años en los que hubo una ruptura total del diálogo, tanto en soberanía como los problemas del Campo de Gibraltar.

-Muchos de esos acuerdos están cumplidos y otros están en proceso, como el aeropuerto y los vuelos...

-Sí, un poco de retraso es normal cuando se habla de hacer infraestructuras. Hacer el proyecto del aeropuerto lleva un tiempo, pero las conversaciones informales que ha mantenido el secretario de Estado, Bernardino León, y el director general para Europa, (José) Pons, con las autoridades gibraltareñas demuestran el compromiso de que para la próxima reunión del Foro todo esto quede bien fijado en un calendario de realización.

-Le iba a preguntar por el Instituto Cervantes, qué es lo que está claramente sin cumplir.

-Siempre es complicado el establecimiento de un instituto. Necesita una sede. Ha habido varias misiones a Gibraltar para ver posibilidades, distintos inmuebles. Algunos no eran convenientes y otros no los podía ofrecer directamente el Gobierno de Gibraltar porque eran propiedades privadas. El propio (Peter) Caruana planteó crear una Fundación, pero queremos tener una sede digna y representativa que nos ofrezcan las autoridades gibraltareñas para no tener más retrasos, para que se decida quién es el director y puedan empezar los trabajos.

-¿El perfil diplomático del director va a ser una objeción?

-Creo que no. La personalidad que escojamos debe conocer la región, sus problemas, tener capacidad de interlocución y, sobre todo, permitir la presencia del español en la cultura de Gibraltar.

-Ha habido avances en esta legislatura, pero no han sido todos días de rosas. Ha habido conflictos, y aún siguen algunos como el del New Flame. La oposición les acusó a la firma de los acuerdos de Córdoba y con el barco ahora de claudicación, ¿qué tiene que decir?

-Son acusaciones sin ningún argumento. La oposición cuando gobernaba tenía 30 o 40 vertidos anuales. Y parece que les preocupaba poco. Ahora tenemos un mecanismo de cooperación y estaba ya previsto antes de que hubiese New Flame que uno de los temas a incluir en la nueva agenda del Foro fuese la protección del Medio Ambiente en la Bahía de Algeciras. Tenemos que establecer medidas con tiempo y con eficacia para solucionar estos conflictos. Estamos acelerando la reunión del Foro para poder responder de forma permanentemente, no por un momento coyuntural, con mecanismos de alerta temprana, seguimiento y de solución conjunta. Porque lo que desea todo el mundo es tener la Bahía limpia.

-El PP les ha acusado de mentir por el hecho de que Salvamento sí inició el rescate y luego se retiró.

-Aquí nadie miente. Ellos son los que están insultando todo el rato. Yo no llamo mentiroso a nadie. Se tomó la decisión que era la más factible y jurídicamente la más necesaria. Había salido sin permiso del puerto de Gibraltar. La Capitanía Marítima de Gibraltar reclamó su regreso a puerto precisamente por cómo había salido y que las autoridades gibraltareñas se ocuparían de resolver el problema. Y eso es lo que pasó. A partir de ahí nos ocupamos con las acciones diplomáticas y técnicas. Ha durado más de lo que todos hubiésemos deseado. La situación es seria, pero es seria en sus dimensiones. El PP la ha comparado con el Prestige y, según mis datos, del New Flame se han recogido 144 toneladas de arena, gasolina y otros combustibles y del Prestige fueron 62.000 toneladas de fuel. Comprenderá que hay una gran diferecia.

-¿Ha habido pasividad o negligencia?

-Ni pasividad ni negligencia. Lo que ha habido es que las autoridades gibraltareñas dijeron que lo resolverían lo antes posible. Cuando se está en un mecanismo de diálogo, se le da la confianza a las autoridades, que se han visto desbordadas.Tuvieron dificultades en la contratación de aquéllos que tenían que actuar. Hemos estado siempre a su disposición. Han sido más lentos en contestar a las ofertas de cooperación. Se les ha insistido, se les ha instado. A la embajadora británica también. Y estamos ahora todos movilizados para resolverlo lo antes posible.

-¿El Foro de Diálogo ha solapado al Proceso de Bruselas?

-En el propio acuerdo se recoge que sigue vigente. En las actas que firmé con (Jack) Straw cuando lanzamos el Foro se mantenía vigente.

-Pero en tres años, al menos públicos, no ha habido avances.

-En este tiempo hemos estado creando un clima de confianza, que quedó roto por el anterior Gobierno. Hemos hecho más en cuatro años por la futura solución del contencioso de Gibraltar que en los 296 años anteriores. Hay un antes y un después de los acuerdos de Córdoba. No podemos pedir cuentas a este Gobierno por no resolver en cuatro años el problema de Gibraltar.

-¿Espera que si el PSOE sigue gobernando en la próxima legislatura habrá nuevos pasos?

-Seguro que se dan pasos importantes para todos. Pero parece ser que el PP se quiere salir del Foro.

- Ha planteado dos, uno a cuatro y otro a dos para la soberanía.

-No, lo que han dicho es que saldrán del Foro. No sé a qué se refieren diciendo a cuatro.

-A incluir al Campo de Gibraltar.

-Eso ya se ha hecho, con la Junta y con la Mancomunidad. El Foro seguirá existiendo. Los gibraltereños y los británicos han visto resultados y no van a cambiar de posición.

-¿Espera entonces un retroceso si quien gobierna es el PP?

-Imagino que habrá un retroceso grave. Eso los ciudadanos tendrán que pensárselo. Ellos no consiguieron nada mientras gobernaron y nosotros tenemos la garantía de los éxitos conseguidos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios