Detienen a 53 personas por estafas que podrían alcanzar los 250 millones de euros

  • Más de 250 agentes han participado en esta operación, en la que se han efectuado 62 registros en viviendas y locutorios. A los detenidos se les imputan los delitos de estafa, falsificación documental, asociación ilícita y estancia irregular

Comentarios 2

Un total de 53 personas de origen nigeriano han sido detenidas en Málaga acusadas de haber estafado a más de 1.500 personas de todo el mundo cantidades que, según la Policía, podrían alcanzar los 250 millones de euros por el procedimiento de las "cartas nigerianas".

Más de 250 agentes han participado en esta operación, en la que se han efectuado 62 registros en viviendas y locutorios, según ha informado hoy el Cuerpo Nacional de Policía en un comunicado en el que se especifica que a los detenidos se les imputan los delitos de estafa, falsificación documental, asociación ilícita y estancia irregular.

Hasta el momento las denuncias presentadas principalmente en Estados Unidos, la Unión Europea y los países nórdicos arrojan un fraude que supera los 27 millones de euros, aunque los investigadores calculan que la cantidad real sin destapar "alcanzará los 250 millones de euros".

Las denuncias indican que cada víctima pagaba a los delincuentes cantidades que oscilan entre 900 y 90.000 euros -una media de 18.000 euros por persona-, la primera como cifra inicial para gastos de remisión del "premio obtenido", mientras que la segunda era por diversos conceptos como impuestos, tasas, comisiones, sobornos, traslado o etiquetado.

Esta modalidad de estafa consiste en el envío por correo de cartas a direcciones de todo el mundo, obtenidas previamente de guías telefónicas de Internet, en las que comunican a los destinatarios extranjeros que han sido agraciados con un supuesto premio de lotería española en virtud de promociones internacionales.

Según la Policía, las cartas adjuntaban un formulario en el que el estafado rellenaba sus datos y los enviaba a la falsa organización, además de números de teléfono a los que las víctimas deberían llamar para indicar cómo deseaban recibir el dinero del premio, que oscilaba entre los 600.000 y los 3 millones de euros.

Los delincuentes, que emitían diariamente 25.000 cartas, pedían a los estafados sus datos bancarios a través de un formulario y "cuando estaban convencidos de que realmente habían sido ganadoras del supuesto premio y aceptaban participar", los estafadores solicitaban el envío de varias cantidades de dinero, según el "grado de inocencia" y la solvencia económica de las víctimas.

En el transcurso de la estafa, la persona obtenía "toda clase de falsos documentos" en teoría emitidos por organismos públicos españoles, entidades bancarias y compañías de seguros, con formato, sellos, membretes y logotipos falsificados de las respectivas instituciones, añade la nota.

En algunos casos, la estafa tenía "doble carácter", ya que tras el ingreso del dinero necesario en una cuenta bancaria para cobrar el premio, las víctimas solían realizar "gastos secundarios como llamadas para hacer gestiones", ha informado una portavoz de la Policía.

Los efectos intervenidos en la operación son 69.000 euros, 30 ordenadores portátiles, elementos informáticos de memoria, listados con cientos de víctimas potenciales, más de 150 teléfonos móviles, documentos falsos, más de 100.000 sobres con cartas falsas, sellos de caucho y de correos y resguardos de recepción de dinero, procedente del extranjero.

En 2004, la "Operación Nilo" conllevó la detención de 310 nigerianos en Málaga de una banda internacional de estafas con inversiones y premios de lotería falsos ofrecidos por correo, que sólo en ese año logró engañar a 20.000 personas de varios países y que se beneficiaban de más de cien millones de euros al año, ya que enviaban hasta seis millones de cartas anuales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios